Aparece muerta en Cabanas una mujer con signos de violencia

El cadáver fue encontrado en la parroquia cabanesa de Lavandeira
|

El cadáver de Elisa María Abruñedo, de 46 años de edad y vecina de Cabanas, que desapareció el pasado domingo de su domicilio, fue localizado a medianoche de ayer por un vecino en una zona boscosa en las proximidades de su domicilio. El cuerpo presenta signos de muerte violenta, según ha podido saber este periódico, lo que ha despertado la alarma en la tranquila zona de Lavandeira, donde residía la víctima. El dispositivo de búsqueda, en el que participaron la Guardia Civil, Protección Civil y vecinos de la parroquia, peinaba las proximidades del domicilio de la mujer desde su desaparición, que desde un primer momento se consideró que no era voluntaria. Elisa había salido a pasear, como hacía a diario, pero cuando por la noche no regresó su familia, marido y dos hijos, se inquietó y dio aviso a las autoridades.

Aparece muerta en Cabanas una mujer con signos de violencia