Los pontevedreses reeditan su apoyo a la formación de Feijóo

pontevedra
|

Los populares se alzaron con la victoria en la provincia de Pontevedra en la jornada electoral de ayer, al obtener, con el 99,51 por ciento escrutado, un total de  113.038 votos, el 32,35 por ciento, pero de nuevo asistieron a un descenso del apoyo por parte de los ciudadanos.

En el año 2009, el PP obtuvo la victoria en las urnas con 184.374 sufragios, el 48,77 por ciento, aunque  aquel año hubo más abstención, un 56,62 por ciento, frente al 53,68 por ciento de ayer.

Los socialistas, por su parte, se afianzaron en el segundo puesto en estas elecciones al  Parlamento europeo con un total de 73.820 votos, el 21,12 por ciento y, si se tiene en cuenta la evolución con respecto a hace cinco años, también perdieron apoyos, con 60.936 votos menos.

AGE se colocó en el tercer puesto, ya que un total de 40.005 ciudadanos le otorgaron su confianza, un 11,44% del total de los participantes.

Podemos consiguió situarse en cuarto lugar con 32.884 apoyos, un 9,41 por ciento y, de este modo, la provincia pontevedresa también relegó al BNG al quinto puesto, bajando así desde el tercero que ocupaba en 2009.

En la ciudad de Pontevedra, su alcalde, Miguel Anxo Fernández Lores, vio ayer cómo su partido, el BNG, conseguía conservar el tercer puesto que ya tenía en 2009, por delante de AGE y Podemos.

Este año, los nacionalistas obtuvieron 3.590 votos, el 11,65%, y experimentaron un ascenso respecto a hace cinco años, cuando consiguieron 3.144 sufragios, el 10,23 por ciento.

Mientras, el PP consiguió 8.563 votos, el 27,78 por ciento; y los socialistas, 6.470 apoyos, el 20,99 por ciento.

En Vigo, aunque se impuso de nuevo el PP, tanto los populares como los socialistas redujeron casi a la mitad el número de votantes respecto a 2009. Los primeros pasaron de 45.898  a 27.883, y los segundos, de 42.915 a 24.533.

AGE, Podemos y BNG se colocan en tercera, cuarta, y quinta posición, respectivamente, por lo que la formación nacionalista no logra mantener el tercer puesto que ocupaba en la ciudad olívica hace cinco años.

En Arousa, el PSOE volvió a obtener la victoria en las elecciones al Parlamento europeo, al igual que ya hiciera en 2009, pero sufrió un descenso en la cifra de apoyos. En la jornada de ayer, los socialistas se anotaron 904 votos, un 40,08 por ciento, mientras que en la anterior cita con las urnas habían obtenido 1.176 sufragios, el 49,79 por ciento.

En este municipio AGE se alzó con el tercer puesto, mientras que el Bloque consiguió afianzarse en el cuarto y relegar a sí a Podemos al quinto lugar, con 44 votos más. n

Los pontevedreses reeditan su apoyo a la formación de Feijóo