Madrid confirma cuatro casos de la cepa británica y otros tres se encuentran en fase de estudio

El consejero de Sanidad de Madrid informa sobre la situación epidemiológica | aec
|

La Comunidad de Madrid confirmó cuatro casos confirmados de la cepa británica del virus y otros tres se encuentran en estudio, cuyos resultados podrán conocerse entre el martes y el miércoles, informó en rueda de prensa el viceconsejero de Salud Pública y Plan Covid-19, Antonio Zapatero.

“Han entrado por el aeropuerto de Madrid-Barajas”, señaló a su vez el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero. Fue entre el jueves y el viernes de la pasada semana cuando se detectó un positivo por un test de antígenos a un ciudadano que había volado desde el Reino Unido. Al día siguiente tres miembros de su familia acudieron a un hospital con síntomas, donde les confirmaron el coronavirus por PCR.

 

Tres casos en una familia

Esta misma mañana de ayer, los servicios de microbiología de la red pública confirmaron tres casos de esta misma familia (padre, madre y hermana), cuyo hijo, procedente de Reino Unido en avión a mitad de la semana pasada, sería el caso índice. Su positivo no pudo secuenciarse ya que se le realizó un test de antígenos.

 

Ninguno está grave

Existe un cuarto caso confirmado por secuenciación genómica, que no tiene relación con los anteriores, y que responde a otro pasajero procedente del Reino Unido. Aterrizó en Madrid el 20 de diciembre. Ninguno de los cuatro casos está grave.

Zapatero destacó que es una cepa “más transmisible pero que no genera casos clínicos más graves”. Fue el pasado 23 de diciembre cuando se envió una alerta de Salud Pública a todos los centros sanitarios de la región ante la sospecha de posibles casos que ya estarían en la Comunidad.

La Consejería de Sanidad insiste en mantener en todo momento las cuatro medidas básicas de protección, que también son efectivas contra la nueva variante: uso permanente de la mascarilla, salvo cuando se come o se bebe, distancia de seguridad, lavado frecuente de manos y ventilación.

Mientras, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, cargó contra la “irresponsabilidad e inacción” del Gobierno central, críticas que extendió al “coladero” que es, en su opinión, el aeropuerto de Barajas.

“Quiero denunciar la irresponsabilidad del presidente de Gobierno, Pedro Sánchez, en lo que está sucediendo tanto con el aeropuerto como con los test. Quiero denunciar la irresponsabilidad y la inacción. Pido que se pongan a trabajar seriamente y que no solo aparezca el presidente para una foto porque al final estamos siempre las comunidades actuando solas”, declaró Ayuso desde Toledo, junto al presidente regional del PP, Paco Núñez, en la visita a los comerciantes del barrio de Santa Teresa.

Ayuso puso el foco en que la llegada de la cepa británica “afecta a toda España, no solo a la Comunidad de Madrid”. La jefa del Gobierno madrileño exigió “firmeza en Barajas, firmeza contra el virus, test y, de esta manera, estar todos protegidos hasta que llegue la vacuna”.

“Hace más de seis meses que por carta, en conferencias de presidentes, en persona, he solicitado (al presidente) hacer del aeropuerto de Madrid-Barajas un lugar seguro y ahora hemos vuelto a conocer que apenas se realizan PCR, se hacen de manera aleatoria, y que están entrando como coladero casos contagiosos como, por ejemplo, el británico”, subrayó Ayuso.

 

Dividir y crispar

Las palabras de la presidenta madrileña fueron rebatidas por el delegado del Gobierno en Madrid, José Manuel Franco, quien pidió a Díaz Ayuso, que deje de “dividir y crispar” con sus críticas infundadas sobre Barajas y empiece a actuar con “lealtad institucional”.

Franco explicó que, desde que se conoció la variante británica de el Covid-19, se adoptaron medidas en Barajas que permitieron  “un refuerzo muy notable” en los controles de pasajeros en el aeropuerto.

“La presidenta de la Comunidad de Madrid utiliza cualquier pretexto o excusa para atacar al Gobierno de España. Cualquier tema es bueno para profundizar en la división y crispar a la sociedad madrileña, que en el fondo es lo que consigue”, lamentó Franco.

Para el delegado del Gobierno en Madrid, Díaz Ayuso, como en otras ocasiones, recurre al argumento de demonizar Barajas cuando “no tiene un elemento claro para atacar” al Ejecutivo y se preguntó si lo hace por “intereses políticos, personales o de partido”.

Por ello, la emplazó a que dedique “todos sus esfuerzos a combatir la pandemia desde la lealtad institucional” y la colaboración, máxime ante la llegada de las vacunas.

Madrid confirma cuatro casos de la cepa británica y otros tres se encuentran en fase de estudio