Los activistas y heridos del 1-O llegan hoy al juicio del “procés” en el Tribunal Supremo

el ideal gallego-2019-04-29-047-6561cbc2
|

El juicio a la cúpula del “procés” en el Tribunal Supremo se adentra esta semana en el 1-O, con la testifical de activistas concentrados en los puntos de votación y del entonces responsable del CatSalut, propuesto por las defensas para acreditar la cifra de mil heridos que el Govern sostiene que hubo ese día.

La duodécima semana del juicio en el Supremo, en la que solo habrá sesiones hoy y mañana, incluye también la declaración de eurodiputados y observadores internacionales del 1-O, así como del exdiputado de JxSí Lluis Llach y de dos comisarios de los Mossos d’Esquadra, uno de ellos experto en orden público.

Eurodiputados
La semana arranca con la sesión 37 del juicio, en la que el Supremo ha fijado la testifical de los eurodiputados Ana Gomes (de Portugal) y Uvo Vagl (de Eslovenia), para que relaten el alcance y contenido de la acción exterior que el Govern de Carles Puigemont llevó a cabo vinculada con el “procés”.

El Supremo también escuchará hoy al diputado del Bundestag y de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa Andrej Hunko, que participó en delegaciones parlamentarias y programas de visitantes del Diplocat, así como a la diputada quebequesa Manon Massé, que declarará por videoconferencia sobre su experiencia como observadora internacional en varios colegios.

Cantautor
Las defensas también han solicitado para hoy la declaración del cantautor y exdiputado de JxSí Lluis Llach, actual presidente del Consejo Asesor para el impulso de un Fórum Cívico y Social por el Debate Constituyente, como testigo presencial de las protestas ante la consellería de Economía del 20 de septiembre.

Uno de los momentos importantes de la estrategia de las defensas llegará al Supremo mañana, con la comparecencia de 17 activistas que estuvieron en varios colegios electorales del 1-O, algunos de los cuales figuran como denunciantes por lesiones causadas por la acción de la policía para impedir el referéndum.

Tras ellos, el tribunal ha citado a David Elvira, entonces director del Servicio Catalán de la Salud, propuesto por las defensas para que ratifique el informe sobre las asistencias prestadas a raíz de las cargas policiales del 1-O.
La Generalitat cifró en 1.066 las personas atendidas después de la intervención policial, la gran mayoría por contusiones y heridas, entre las que se encontraban dos niños menores de once años, 23 mayores de 79 años y doce agentes policiales.

Según el Servicio Catalán de la Salud dirigido por Elvira, treinta de los heridos sufrieron traumatismos craneoencefálicos, 23 fracturas, 383 policontusiones, 435 contusiones, 50 heridas, 36 lipotimias y tres arritimas y 28 sufrieron ataques de ansiedad, además de dos conjuntivitis por gasos lacrimógenos y un infarto agudo de miocardio.

Agentes heridos
Entre los dos policías heridos, la Generalitat contabilizó a 9 agentes de la Policía Nacional, dos de la Guardia Civil y uno de los Mossos d’Esquadra.


La duodécima semana del juicio, en la que únicamente habrá sesiones hoy y mañana al encadenarse el miércoles el Primero de Mayo y el jueves el 2 de Mayo, festivo en Madrid, finalizará con la testifical de dos mandos de los Mossos d’Esquadra.


Se trata en concreto del comisario Carles Anfruns, jefe de la Región Metropolitana de Barcelona ya durante el 1-O, así como de Sergi Pla, actual comisario jefe de la región policial central de los Mossos y que durante años comandó la unidad antidisturbios.


Pla, que se encontraba al frente de la Brimo durante el desalojo de indignados de la plaza de Cataluña, en mayo de 2011, dimitió en 2012 a raíz de la actuación de los Mossos en la huelga general del 14N, en que una mujer perdió un ojo al recibir un proyectil de la policía catalana, lo que acabó comportando que el Parlament prohibiese finalmente las pelotas de goma.

Los activistas y heridos del 1-O llegan hoy al juicio del “procés” en el Tribunal Supremo