El gobierno recibe las críticas del BNG y PP por su gestión a lo largo del año

Pleno de Ferrol
|

Pese a que Ferrol en Común –con dos concejalas no adscritas– está al frente del ejecutivo local, el portavoz del BNG, Iván Rivas, no dudó en centrarse en primer lugar en el PP a la hora de hacer balance de la gestión de gobierno del año que está a punto de concluir.
“O mal ten nome propio: o PP”, dijo Rivas, y el gobierno de Jorge Suárez no es más que un conjunto de “almas corrompidas” que lejos de enfrentarse a las políticas dirigidas por Rey Varela o Miguel Tellado, con dos “testaferros” en el Concello –Martina Aneiros y Añejandro Langtry–, lo que hace es “asumir esas políticas”.
También criticaron los nacionalistas el papel del grupo socialista en el Concello, “que foi capaz de pactar co PP a retirada de dedicacións do goberno para manter a parálise absoluta”.
El portavoz del BNG se refirió a labor del gobierno local a lo largo de este año “en defensa a ultranza das iniciativas do PP”, con ejemplos como la conservación de convenios como el de Augas de Galicia o Acuaes, de los que Rivas indicó que tuvieron como “pai” al anterior alcalde, José Manuel rey, y ahora “son asumidos sen crítica e mesmo defendidos politicamente por Suárez”. El “continuismo” del que habló el BNG se refiere a otras actuaciones, como la “incapacidade” de anular el convenio con defensa y seguir sin cobrar un euro por las propiedades militares de la ciudad o en las fórmulas empleadas en la prestación de servicios públicos básicos que, a juicio del BNG, deberán hacerse de forma directa –como había anunciado el propio ejecutivo– y que se continúa con el sistema del PP en el contrato de basura, el eléctrico o el de reparación de viales de la ciudad. La prórroga de los presupuestos populares desde 2015 y la no aprobación de los nuevos con los votos en contra del PP “porque pese a ser os seus so quere destruir e provocar o caos”, indicó Rivas, son ejemplos de un gobierno que no ha cumplido ninguno de sus objetivos.
Con esta valoración, los nacionalistas en el Concello de Ferrol consideran que “os grandes problemas da cidade deberán agardar máis alá do 2019 para resolverse”, de lo que culpa tanto al al PP “que só quere obter rendabilidade política” como al ejecutivo de FeC “que vendeu a alma ao diaño”, con lo que se ha conseguido la paralización de la remunicipalización de servicios o propuestas como la peatonalización.
Para el BNG en el año y medio que resta de mandato municipal el gobierno deberá pensar en cuestiones cotidianas como la pasarela de Santa Mariña, la reparación de la cubierta del Carvalho Calero o el abandono de la zona rural “porque a súa corrupción fronte ao Partido Popular impide atallar os grandes problemas da cidade”.
Por su parte, el PP anunció que hará su propia valoración del año, si bien su portavoz, Martina Aneiros, ya adelantó que "cualquier balance positivo es ciencia ficción" y, con respecto a las alusiones del BNG a las políticas del PP indicó que “el BNG está desnortado y critica todo lo que se mueve, el día que no se refiera en sus intervenciones al PP es que algo pasa”, dijo Aneiros que recordó, además, que es el Bloque el que ha permitido gobernar durante este mandato a Jorge Suárez y no el Partido Popular. l

El gobierno recibe las críticas del BNG y PP por su gestión a lo largo del año