El Star Center lo dio todo pero cayó tras una prórroga

Campus Promete-Uni Ferrol. 03-01-2016 MIGUEL HERREROS
|

 

Cuando un partido se mueve en los parámetros de igualdad que ayer registró en envite entre Campus Promete y Star Center Uni Ferrol, son los pequeños detalles, el acierto o desacierto a la hora de tomar un puñado de decisiones, lo que acaba por decantar la victoria. Ayer, en un final agónico en la prórroga, el conjunto ferrolano se quedó sin un triunfo para el que había trabajado con ahínco y para el que había hecho méritos también, dejando de lado las adversidades que lo persiguen. 
Y es que el conjunto que dirige Lino López se plantó en la capital riojana con un equipo totalmente renovado a la fuerza desde sus cimientos, tras la marcha de Hammond y Mills, y en el que sus sustitutas, Davis y Shea Kelley, apenas habían acumulado horas de entrenamiento con sus nuevas compañeras. 
Algo que anímicamente le pesó por momentos en un primer cuarto en el que el conjunto de Lino López se mostró más apocado que de costumbre y desajustado en defensa. Los diez puntos que acumuló el Campus Promete en el primer cuarto (27-17) hacían presagiar lo peor. Porque lo fácil hubiese sido dejarse ir amparándose en esas limitaciones. 
Pero eso no va con el espíritu que el técnico departamental inculca en un equipo que ha dado probadas muestras esta campaña de la garra que puede llegar a desplegar. Lo hizo antes del parón navideño ante el CREF ¡Hola!, cuando remontó diez puntos en contra en los últimos minutos, y lo repitió ayer, a base de “pico y pala”, trabajando hasta la saciedad para volver a tomarle la cara al partido. 
A pesar de sus imprecisiones, de que el Promete insistió buscando fisuras en el juego interior ferrolano, o de que, incluso con los recambios, muchas jugadoras tuvieron que asumir roles que no son los suyos naturales... A pesar de todo, el Star Center Uni Ferrol  hizo lo que mejor sabe hacer: comportarse como un bloque –cuatro jugadoras superaron los diez puntos y Bea Sánchez, además, se quedó en nueve–. 

Remontada
Así ventiló los seis puntos que tenía en contra al descanso (45-39), mejorando su acierto desde el perímetro y echando mano de  la fiabilidad de jugadoras Ana Suárez, que se echó el equipo a la espalda en la recta final. También con el despertar de Davis, que acabó siendo la más valorada y contribuyó a que su equipo dominase el rebote . 
Con el marcador empatado a 61, el Star Center Uni Ferrol de-saprovechó durante el último minuto y medio de partido tres posesiones para sentenciar el duelo. También tuvo el acierto de defender con tino otros tantos ataques de un adversario que incluso llegó a agotar su posesión en uno de ellos, corroborando la buena actitud defensiva de las ferrolanas. La última –a la postre penúltima– acción del cuarto final dio el balón al cuadro departamental con casi tres segundos por delante pero, incomprensiblemente, no fue capaz de encontrar el pase bueno al sacar de banda y otorgó el último ataque al Promete, que tampoco anotó y el partido alcanzó una prorroga.
Los cinco minutos suplementarios fueron un intercambio constante de canastas en el que el Star Center llevó la iniciativa hasta que, con Davis eliminada por personales, a catorce segundos del final, una canasta con tiro libre personal cambió la dinámica del partido y puso el marcador en 74-73 para las locales. Y, de nuevo, falló el Uni Ferrol en la estrategia a la hora de poner el balón el juego perdiendo buena parte de sus opciones de optar al triunfo. Porque, tres puntos abajo, aunque sí dispuso de un último y desesperado lanzamiento de tres, este no llegó a concretarse. Una desgraciada forma de cerrar un partido en el que, a pesar de todo, invita al optimismo. n

El Star Center lo dio todo pero cayó tras una prórroga