La Bolsa registra su mayor subida desde octubre tras el mensaje del BCE

The European Central Bank (ECB) President Mario Draghi attends the annual meeting of the World Economic Forum (WEF) in Davos, Switzerland January 22, 2016. REUTERS/Ruben Sprich

|

El Ibex 35 cerró la sesión de ayer con un repunte del 3,3%, lo que llevó al selectivo a situarse por encima de los 8.700 enteros (8.722,9) y a firmar su mayor subida desde el 5 de octubre de 2015, cuando ganó un 3,83%, terminando, por primera vez en el año, una semana en positivo.

El índice consiguió acumular un avance semanal del 2,1% y reducir sus pérdidas anuales hasta el 8,6% gracias al presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, que el jueves dejó la puerta abierta a adoptar nuevas medidas monetarias en la próxima reunión del instituto emisor en marzo.

En el mercado de deuda, la prima de riesgo se colocó en 126,6 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 1,741%. Mientras, en el mercado de divisas, el euro se intercambiaba a 1,0806 dólares.

OHL se consolidó como el mejor valor de la sesión al dispararse un 15,6%, hasta los 4,637 euros, seguido de Gamesa (9,4%) y Repsol (6,9%). Sacyr, con una revalorización del 6,21%, y Abertis (5,92%) completaron los cinco primeros puestos del ranking de subidas. Tan solo dos valores no consiguieron aguantar el tipo en la sesión de ayer: ArcelorMittal, que cedió un 1,08 por ciento, y Endesa, que perdió un leve 0,4%.

A excepción de Endesa, los blue chips vivieron una sesión optimista, con alzas superiores al 2%: Iberdrola subió un 2,4%; Inditex, un 2,5%; el BBVA, un 3,4%; el Santander, un 4,4%; y Telefónica, un 4,8%.

De este modo, el Ibex se colocó a la cabeza de las principales plazas europeas en cuanto subidas, junto a París (3,35%). Londres repuntó un 2,27% y Fránkfurt, un 2,15%.

El analista de XTB Rodrigo García explicó que el impulso del BCE, junto al respiro que han otorgado los mercados asiáticos y las materias primas, permitieron al Ibex poner fin a unas semanas en las que se ha “desangrado”. Para la semana que viene, García ve “difícil” continuar con el ritmo de subidas y augura que el rango de movimiento del Ibex estará entre los 8.900 puntos y los 8.290 enteros, incluso con posibilidades de perder este último soporte “si la percepción de riesgo por parte de los agentes no disminuye”.

Por su parte, el estratega de mercados de IG Daniel Pingarrónindicó que a la vista de la jornada de ayer, parece que “las cosas mejoran en las bolsas, justo cuando los soportes principales eran comprometidos”.

El Banco Central Europeo transmitió ayer otro mensaje de confianza al afirmar que cuenta con numerosos instrumentos para hacer frente a laa baja inflación y las amenazas para las perspectivas económicas y tiene la determinación y la capacidad de hacer uso de ellos.

“Tenemos la determinación, la voluntad y la capacidad de actuar y desplegar estos instrumentos”, indicó el presidente de la entidad, Mario Draghi, durante su participación en un evento celebrado en Davos.

La Bolsa registra su mayor subida desde octubre tras el mensaje del BCE