Atenasa no cede y emplaza a los seis despedidos a la celebración del juicio

|

El plazo de dos días que los representantes de la compañía auxiliar Atenasa solicitaron al comité de empresa de Navantia Ferrol para dar una respuesta a su propuesta de readmitir a los seis despedidos finalizó con una negativa.
En una reunión celebrada ayer al mediodía, Atenasa reiteró su decisión de llegar hasta el final, es decir, a juicio para resolver el conflicto surgido al despedir, apenas unos días después de que se aprobase un expediente de regulación temporal de empleo para todos los operarios de la firma –56 en total–, a seis de ellos.
El pasado día 5 iniciaron un encierro en el edificio del comité de empresa de Navantia que mantienen hasta ahora, pese al rechazo declarado de la compañía pública, que lo considera “irregular”.

garantías
Cabe recordar que dos de los protagonistas del encierro figuran en un acuerdo de garantía de empleo firmado en 1999. En virtud de este, 30 trabajadores de compañías Nervión y Atenasa que llevaban entonces “un número elevado de anos en Bazán” tendrían asegurado su integración en otras subcontratas con una relación estable con la principal, “sempre que o permita a carga de traballo existente”.
Navantia ha explicado que la Ley de Contratación del Sector Público vigente invalida esa, como la denomina, “declaración de intenciones”, pero desde los comités del astillero y de la empresa afectada recuerdan que, con esa normativa ya aprobada en el BOE, se aplicaron en el caso de unos trabajadores de Nervión.
El conflicto llegará próximamente al Congreso y al Parlamento autonómico, después de que Navantia impidiese la entrada de tres diputadas para reunirse con el comité de empresa en sus locales.

Atenasa no cede y emplaza a los seis despedidos a la celebración del juicio