El Racing disfruta el momento

Diario de Ferrol-2019-05-04-040-7f7ac281
|

No es solo porque lo separan cinco puntos del título del grupo 1 –podrían ser menos, incluso, si el Bergantiños pincha en alguno de los partidos que le quedan–. La candidatura del equipo ferrolano a acabar en lo más alto de la tabla clasificatoria se sustenta, sobre todo, en la fortaleza que ha demostrado en las últimas jornadas, algo que su entrenador, Emilio Larraz, explica diciciendo que “llegamos al tramo final en mejor situación física y anímica que en otros momentos del campeonato”. Y eso, aunque el preparador aragonés recuerda que “no garantiza nada”, sí reconoce que ayuda bastante.

Cinco victorias logradas de forma consecutiva –cuatro de ellas con goleada– provoca, a juicio de Larraz, que la confianza del grupo haya crecido. “Todo lo que nos ha pasado nos ha hecho más fuertes, valorar lo que podemos conseguir. Desde ese punto de vista, el estado de ánimo ahora es perfecto”, explica antes de apuntar que “habrá que controlar las emociones, pero tenemos que disfrutar de esta situación y que no genere ansiedad, sino ilusión y ambición”.

Adversario
También habrá que tener en cuenta a rivales como el  de mañana, un Laracha del que el entrenador racinguista destaca que “tiene defectos, como todos (es un equipo muy joven y algunos aspectos del fútbol le cuestan más, incluso el campo en el que juegan los perjudica a ellos más que a nadie)”. Pero también recuerda que “tiene mucha calidad y en cualquier momento te puede hacer un roto –como le hizo el domingo anterior al Compostela, al que le marcó cinco tantos–”. Por eso, Larraz recordó que “la única intención es adaptarnos al campo y a lo que sea necesario para ganar el partido”.

Precisamente el terreno de juego en el que se va a jugar el encuentro es, para el entrenador racinguista, lo que marcará su desarrollo. “Tanto por las dimensiones como, sobre todo, por el piso: es un césped artificial con bastante caucho que impide tener el control del partido con el balón”, comenta. Eso, junto a la capacidad de un filial que “tiene mucha velocidad y calidad en la gente de adelante”, son matices que condicionan la manera de preparar este enfrentamiento.

El Racing disfruta el momento