Pemex retrasa el proceso de licitación del flotel al que aspira el grupo en competencia con otras 12 ofertas

revuelta, firmando hace un aã±o
|

Navantia tendrá que seguir esperando a la adjudicación del flotel de Pemex que, por otra parte, se da como una victoria segura dentro de la compañía y también en el gobierno de la Xunta, el que lideró las gestiones encaminadas a la firma, hace ahora un año, de un contrato con la filial de la petrolera PMI Norteamérica. Ayer de madrugada debería haberse conocido el fallo, si se hubiesen cumplidos los plazos establecidos en el proceso, pero fuentes de la propia compañía pública indicaron que la mesa de adjudicación se retrasará hasta el próximo día 5 de octubre.
No obstante, la última información sobre este proceso de licitación que se puede consultar en la web de Pemex Exploración y Producción –es el expediente 18575107-525-13 de “Servicios de alimentación y hotelería con el apoyo de una unidad habitacional flotante”– se refiere al aplazamiento del acto de notificación del resultado de la precalificación, que ya tenía que haberse llevado a cabo el pasado 8 de agosto. La compañía mexicana lo programa para el 4 de octubre a la una de la tarde, con lo que, de seguirse los intervalos establecidos en los pliegos de condiciones iniciales, todavía pasarían más de cuarenta días hasta el acto de adjudicación.
De la consulta de la información relacionada con el concurso se extrae, además, que son 13 las empresas o grupos de empresas que finalmente han presentado oferta para este contrato cuya duración es de diez años. Entre ellas está la de PMI Norteamérica, en la que el servicio se prestaría con el flotel construido en Navantia, así como otras entre las que también está, curiosamente, una de la compañía española Dragados Offshore.
Cabe recordar que las negociaciones con Pemex para traer a los astilleros de Navantia, en Ferrol, y Barreras, en Vigo, la construcción de dos floteles fueron lideradas personalmente por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo. Hace un año se firmó el acuerdo con PMI Norteamérica, si bien según trascendió más tarde sería necesario concurrir a un concurso internacional.
En sus últimas declaraciones al respecto, el conselleiro Francisco Conde situaba en “otoño” el inicio de las obras de ambos floteles. Cada uno de ellos representa 1,5 millones de horas de trabajo. Según se ha insistido desde que, poco después de la firma pública del acuerdo, surgiese la polémica en torno a la existencia o no de los encargos, Navantia tiene un contrato vigente con PMI Norteamérica que se llevará a efecto independientemente del resultado del concurso.

Pemex retrasa el proceso de licitación del flotel al que aspira el grupo en competencia con otras 12 ofertas