Fran Beade espera que el domingo cambie la situación del cuadro verde

Sesíón de entrenamiento del Racing Club Ferrol de fútbol A Malata Luis Polo (19-7-2014) TEXTO: Fran Beade, dando instrucciones a los jugadores
|

Redacción
Ferrol

Los jugadores del Racing preparan con intensidad el choque que el domingo van a disputar en tierras cántabras ante el Tropezón, en el que esperan conseguir la primera victoria de la temporada en la liga. El segundo entrenador y preparador físico del equipo reconoce que “las cosas no están saliendo como esperábamos, pero estamos tranquilos y seguro que cambian las cosas y vamos a empezar a sumar triunfos”.
Fran Beade también comenta que “es cierto que en la segunda parte del partido ante el Zamora nos costó mucho llegar al área y encontrar a Joselu y, por eso, apenas creamos ocasiones”. Para el técnico “no supimos leer bien la situación, ya que el campo tenía mucha agua y era complicado combinar, unas veces porque el balón iba muy rápido y, otras, porque se frenaba. Por eso, a ellos les fue fácil controlarnos”.
Sin embargo, en el seno de la entidad ferrolana están tranquilos, porque confían plenamente en sus posibilidades, pero el entrenador reconoce que “ya no se puede esperar más para empezar a ganar porque, de lo contrario, las cosas se complicarían todavía más. Hablamos todos sobre eso y estamos tratando de corregir lo que hacemos mal y esperamos que el domingo podamos darle una alegría a la afición”.

ARTIFICIAL
El encuentro ante el Tropezón se va a jugar en un terreno de juego artificial. A pesar de ello, el cuerpo técnico de la entidad departamental decidió no efectuar ninguna sesión esta semana en ese tipo de superficie, ya que Fran Beade manifiesta que “para las cosas que tenemos que trabajar, preferimos hacerlo en nuestros campos. Además, durante la pretemporada ya probamos bastante la hierba sintética, al igual que en la primera jornada de liga en Langreo. Por eso, entrenamos en A Malata y esperamos que no se note a lo largo del partido”.
El preparador físico también habló sobre el estado de Marcos Álvarez, que todavía no ha podido jugar en lo que va de liga. Sobre ello, reconoce que “Marcos ha tenido unos problemas de ansiedad, está con tratamiento y le impedían entrenar con normalidad. Ahora ya está mejor y lleva una semana trabajando con el grupo y bastante mejorado. Si todo transcurre con normalidad, esperamos que pronto pueda estar a disposición, pero para que eso ocurra él tiene que estar plenamente convencido. Repito que va por el buen camino, pero todavía le falta algo más. Todos estamos deseando que pueda volver a saltar al campo”.

Fran Beade espera que el domingo cambie la situación del cuadro verde