Manolo García ve a los jugadores mentalizados para cambiar el rumbo

Racing de Ferrol contra Zamora
|

Redacción
Ferrol

Después de cuatro jornadas sin conocer la victoria, el Racing no puede esperar más tiempo a sumar de tres en tres si no quiere verse muy alejado de los puestos de promoción de ascenso. Por ese motivo, necesita imponerse en el encuentro que mañana por la tarde disputa en tierras cántabras en el terreno de juego de Santa Ana ante el Tropezón, otro de los equipos que está en zona de descenso.
El preparador departamental, Manolo García, destaca que “queremos quitarnos de encima esa losa que es lograr la primera victoria, porque nos hace falta ganar para que los jugadores crean en lo que estamos haciendo y vean que el equipo puede estar en la zona alta de la clasificación”.
La semana ha servido para hacer mucho examen de conciencia tras los malos resultados y el entrenador confiesa que “hemos hablado mucho entre nosotros. Nos dedicamos a repasar conceptos, a escuchar a los jugadores y eso me gusta porque todo el mundo preguntó dudas, aunque en algunos casos me hubiera gustado más que lo hubieran hecho en la pretemporada”.
Además, Manolo García añade que “desde el lunes lo que pretendimos es que la plantilla tuviera tranquilidad, y aplicar en el campo esas dudas que nos han planteado. Una de las cosas en las que incidimos es en el robo del balón, que es lo que en el último partido estuvimos peor para que no nos vuelva a ocurrir mañana”.
Sobre el papel, el cuadro verde acude a un terreno de juego propicio para iniciar la recuperación y el técnico destaca del rival que “no es un equipo que intente jugar demasiado el balón y le gusta contar con muchos futbolistas en el campo contrario. Por ello, será fundamental ganarles la espalda para hacerles daño y defender bien su estrategia, porque suelen ir con mucha gente. Si hacemos las cosas como hemos preparado, estoy convencido de que vamos a conseguir el triunfo”.
Aunque por el momento no quiere desvelar sus planes, ya que habrá que esperar a la lista de convocados, que dará a conocer al final de la sesión de entrenamiento de esta mañana, Manolo García reconoce que “es posible que haya algunos cambios con respecto al equipo del pasado domingo, pero aun tengo que analizar algunas cosas”.
En cuanto al estado de la plantilla, los únicos futbolistas que están descartados son el lesionado Jonathan Aspas y Marcos Álvarez, que continúa recuperándose de una crisis de ansiedad y se espera que pueda estar disponible para la próxima semana. Además, el preparador indica que “Thiago tuvo algunas molestias en los primeros días, pero ya hizo las últimas sesiones muy bien y va a poder estar en el partido”.
Esta mañana, los futbolistas darán los últimos retoques a ese enfrentamiento, en el que esperan conseguir la primera victoria y el inicio de la escalada en la clasificación en busca de los puestos de promoción.

Manolo García ve a los jugadores mentalizados para cambiar el rumbo