Un equipo para coronarse

La entidad ferrolana se proclamó campeona de la Copa de la Reina en las dos últimas campañas
|

No hay más que echar un vistazo a su nómina de triatletas para concluir que el Triatlón Ferrol cuenta desde hace algunos años más con el mejor equipo femenino de España. Una escuadra que, sin embargo no ha logrado nunca hacerse con el título de una liga en la que ha acabado tercero los últimos dos años. Sí ha sumado a su palmarés campeonatos nacionales de primer nivel pero, en el cómputo global, el entorchado absoluto se le ha resistido hasta el momento.
Saldar esa deuda es el objetivo prioritario con el que el club ferrolano arrancará la nueva campaña y, para ello se ha esmerado en diseñar un equipo en el que continúan sus principales estrellas, pero que se verá reforzado en ámbitos como el duatlón. La olímpica Miriam Casillas, las canteranas internacionales Inés Santiago, Melina y Camila Alonso; la recuperada Tamara Gómez y la prometedora Ana Carvajal compondrán el grueso de una formación a la que también llegarán especialistas tanto en atletismo como en ciclismo para redondear la formación.
Se trata de tener un equipo competitivo, pero también más amplio, porque tal y como explica su presidente, Cali Formoso, “por los compromisos individuales de cada una, a veces es difícil reunirlas a todas y eso hace que en algunas pruebas estemos mermados o, directamente, no podamos puntuar”. Una dinámica que hace dos campañas ya les costó el título, a pesar de ganar en cinco de las seis pruebas del circuito y que ahora pretenden contrarrestar.
La política del club siempre ha sido trabajar desde la base, con la gente que se inicia en la escuela y a la que intentan darle continuidad en el seno del club. Sin embargo, hace ya algunos años que, casi por casualidad, su equipo elite se ha convertido en una de sus grandes apuestas. “Sí es cierto que tenemos triatletas de fuera, pero nosotros nunca llamamos a ninguna, sino que fueron ellas, porque nos conocían de otras competiciones, las que quisieron competir con nosotros”, esgrime Cali Formoso, orgulloso de que todas hayan decidido quedarse porque, “aunque no les damos mucho a lo que ellas se merecen, sí que las tratamos lo mejor posible dentro de los límites de nuestra economía. Todos los tria–tletas del club saben que aquí invertimos todo el dinero que tenemos en los deportistas”.
Su equipo femenino de competición es la punta de lanza, pero ni mucho menos el único frente abierto para el club, que tratará de nuevo ascender a Primera División con su equipo masculino de duatlón –“el año pasado nos quedamos a nada de lograrlo”, recuerda– y, sobre todo, redoblará su apuesta por la base, “porque se trata de seguir creciendo, de seguir haciendo las cosas bien, de seguir organizando competiciones, que es vital para que nos conozcan, atraer a la gente y que se enganchen”.

Un equipo para coronarse