Los socialistas navarros acuerdan acatar la decisión del PSOE de no formalizar una moción de censura

GRA375. PAMPLONA, 06/03/2014.- El exconsejero de vivienda socialista, Anai Astiz, a su llegada esta tarde a la sede del PSN donde se celebra un comité regional extraordinario para debatir su postura tras la ronda de contactos para impulsar una moci
|

El Comité Regional del PSN acabó ayer en Pamplona tras cuatro horas de debate sobre la decisión del PSOE de no formalizar una moción de censura contra la presidenta de Navarra, Yolanda Barcina.

Antes de la reunión del Comité se reunió por espacio de hora y media la Comisión ejecutiva del PSN, que acordó elevar al Regional –máximo órgano entre congresos– una propuesta en la que se plantea acatar la decisión del PSOE pero pedirle que reconsidere su posición.

El acuerdo se adoptó por 80 votos a favor, 45 abstenciones y 7 votos en contra.

La propuesta, argumentada en cinco puntos, señala que “el PSN-PSOE es una federación del PSOE y actuará como tal, acatando estatutariamente las decisiones del partido”.

disconformidad

“Pero a su vez –continúa el escrito de la formación navarra– manifiesta su disconformidad con la decisión tomada con la Comisión Ejecutiva Federal. Y, en este sentido, reitera a la Comisión Ejecutiva Federal para que reconsidere su petición de cara a presentar una moción de censura”.

El texto precisa que esa moción de censura se presentaría “a los solos efectos de convocar elecciones el próximo 25 de mayo y declarar a la presidenta del Gobierno, Yolanda Barcina, como sujeto político inhábil para cualquier tipo de interlocución”.

Antes, unas trescientas personas convocadas por el sindicato LAB se habían concentrado a frente a la sede del PSN en Pamplona, donde estaba reunido el Comité Regional de los socialistas navarros, para protestar por lo que calificaron de “marzazo” del PSOE.

Con esta expresión, el sindicato se refería a la decisión el pasado miércoles de la dirección federal del PSOE de impedir que los socialistas navarros presenten la moción de censura contra la presidenta de Navarra, Yolanda Barcina, anunciada por el secretario regional del PSN, Roberto Jiménez.

Los concentrados lanzaron consignas contra la presidenta Barcina y los dirigentes del PSN, al tiempo que exhibieron pancartas en la que se podían leer frases pronunciadas por Jiménez en los últimos días, como la siguiente: “El PSOE en Navarra soy yo”.

La sede del PSN en Pamplona estuvo custodiada por agentes de la Policía, quienes impidieron  que los concentrados se acercasen a la puerta del partido, especialmente cuando salía algún dirigente socialista.

Los socialistas navarros acuerdan acatar la decisión del PSOE de no formalizar una moción de censura