La plantilla de O Parrulo todavía está asimilando la hazaña del ascenso

Zala consuela a uno de los jugadores del Elche, una formación que estaba “fabricada” para el ascenso, durante el último duelo | matías segarra
|

Los integrantes de O Parrulo todavía están en fase de asimilación de la hazaña que consiguieron con el ascenso a la máxima categoría del fútbol sala nacional.
La expedición del cuadro ferrolano retornó después del partido ante el Elche, llegando alrededor de las seis de la madrugada, ya que algunos de sus componentes tenían que trabajar por la mañana.
El entrenador del conjunto departamental, Diego Rios, destacaba ayer que “todavía no me ha dado tiempo a pensar en algo que conseguimos que es brutal y que los jugadores se lo merecen, por el gran trabajo que han realizado durante toda la temporada, pero sobre todo por el esfuerzo brutal que han realizado durante el último mes”.
El técnico lucense habla sobre los partidos en tierras ilicitanas y tiene muy claro que “el segundo fue el más completo de todos, siendo justa la victoria, aunque al final un poco abultada”.


Además, añade que “en el tercer encuentro sabíamos que nos teníamos que poner el mono de trabajo y combinar dos alturas a la hora de defender y los jugadores lo entendieron perfectamente y, con el paso de los minutos nos fuimos creciendo”.
Una de las claves del choque fue el momento en el que los colegiados decretaron un penalti por unas dudosas manos de Miguel. En ese momento, el preparador ordenó a Chotto ponerse debajo de la portería y el meta paró el balón. Diego Ríos tiene muy claro que “Chotto es un especialista. No participó mucho en los play-off por motivos de trabajo y tenía que tener su momento de gloria, como así fue. Habíamos estudiado bien al lanzador y disparó a donde pensábamos”.
El preparador también confiesa que “no lo vi ganado hasta que faltaban unos veinticinco segundos para el final, en el que estaba Rubi a mi lado y ahí ya sentí que la victoria era nuestra”.
Para Diego Ríos fue fundamental que “sabíamos que no podíamos ir a partidos en los que encajasen más de dos goles y entre los dos encuentros solo encajamos uno”.

 

Apoyo
El cuanto al futuro, el preparador lucense comenta que “ahora ya es una faceta de la directiva conseguir los recursos necesarios e implicar al concello y a las empresas de la ciudad. Nosotros estamos preparados para ello, pero hay que ver hasta donde se está dispuesto a apostar para poder conseguir el dinero necesario para hacer un proyecto interesante”.

La plantilla de O Parrulo todavía está asimilando la hazaña del ascenso