Tena confía ciegamente en la plantilla

Fútbol Racing de Ferrol contra Racing de Santander
|

 

Olvidado el varapalo que supuso la derrota en Astorga, que le birló la primera plaza del grupo I en la que figuraba desde la séptima jornada y, con ello, la posibilidad de ascender a Segunda en una eliminatoria, el Racing se prepara para iniciar un camino hacia la categoría de plata que lo obligará a superar tres cruces de cara a llegar a la categoría de plata. Para ello, el cuerpo técnico ha trabajado, especialmente, en recuperar el ánimo de sus jugadores para que en el Ramón de Carranza den su mejor versión, esa que le hizo luciar el liderato del grupo durante 31 jornadas.
“Los jugadores saben que yo confío en ellos: confiaba al principio, confiaba hace dos meses y confiará hasta que deje ser entrenador del Racing, porque son los mejores jugadores que podría tener”, explicó el preparador. Tena, de hecho, se ha pasado toda la semana recordándole a sus hombres la gran temporada que han realizado. “Que vean lo que son capaces de hacer, que se suelten y que jueguen una eliminatoria como saben hacerla”, explicó.

NIVEL
Empezando por el partido de mañana que Tena, lejos de considerarlo solo como el preludio del encuentro en el que se resolverá la eliminatoria, cree fundamental. “Es que si vamos con el pensamiento de que la eliminatoria se va a resolver en nuestra casa, seguramente vendremos de allí con ella decidida... pero en nuestra contra”, alerta. El entrenador del equipo ferrolano explica por eso que “es en el primer partido donde lo tienes que poner todo, sabiendo que el Cádiz tiene un gran grupo de jugadores, que está respaldado por una masa social importante, que dispone de un presupuesto que se encuentra por encima de lo normal...”.
Ante este escenario, el técnico racinguista espera que sus jugadores actúen sin complejos. “No podemos pensar en el partido de vuelta, sino que tendremos que ir allí con la idea de ser un equipo sólido, fuerte, que encaja pocos goles, como hemos sido a lo largo de la temporada y que, cuando tenga la pelota, sea vertical e intente hacerle daño al adversario”. Esa será la manera “de demostrar el gran grupo frente a un rival grande como el Cádiz, que es una gran motivación”.
Rendir a buen nivel será también la manera de que el empuje de la afición local no se note tanto durante el partido. “Ya jugué allí una fase de ascenso y sé que casi veinte mil personas las van a meter para tratar de llevar en volandas a su equipo. Nosotros tendremos que poner nerviosa a esa afición para que se ponga en contra de su equipo. Y para eso solo existe una solución: ser mejores que ellos. Es ahí donde tendremos que demostrar ser un gran equipo”, concluye el preparador verde, Miguel Ángel Tena. 

Tena confía ciegamente en la plantilla