El plan de invierno del CHUF incluye medidas de prevención y actuación

Diario de Ferrol-2019-10-05-008-97e3466a
|

El grupo de trabajo integrado por profesionales de diversos ámbitos de la Xerencia de Xestión Integrada de Ferrol celebró ayer un encuentro para abordar las situaciones que se pueden dar en estos meses, con motivo de las descompensaciones y afectaciones cardiorrespiratorias, por las que los cuadros catarrales o gripales pueden derivar en cuestiones de mayor índole.

El plan de trabajo, denominado Plan de Invierno, contempla tres niveles de actuación, que van desde las medidas preventivas a las de actuación ante el incremento de demanda de hospitalización o la necesidad de posibles refuerzos de personal.

Esta planificación se lleva a cabo en base a la experiencia de los profesionales desde médicos y personal de enfermería de centros de salud, urgencias, admisión y las distintas especialidades como medicina interna, neumología, microbiología o medicina preventiva, entre otras. El plan busca fortalecer las actuaciones de valoración preventiva a todos los niveles en aquellos pacientes de mayor complejidad y riesgo, como pueden ser los pacientes frágiles o los pluripatológicos. Se pretende asimismo habilitar los dispositivos para su manejo y control, contando, además, con la coordinación del 061.

Vacunación contra la gripe
Una de las principales medidas preventivas para evitar este tipo de complicaciones cardiorrespiratorias es la vacunación contra la gripe, que comenzará la próxima semana para los profesionales y a partir del 14 de octubre para la población en general. La mejora del control y seguimiento de los pacientes diana tanto en la atención primaria como en la sección de Crónicos de Medicina Interna y otras especialidades es otra de las cuestiones preventivas.

El plan de adelanta este año con respecto a los anteriores, ya que las novedades se basan especialmente en el hábito de acciones previas y, entre otras, llaman la atención sobre la identificación precoz en el hospital de pacientes que requieran una labor de trabajo social cuando sean dados de alta, y aquellos procedentes de residencias asistidas.

La revisión diaria de los recursos disponibles forma también parte de este plan, con el fin de analizar la disponibilidad de camas que se podrían habilitar si las necesidades lo requieren. Asimismo, se mantiene un equilibrio constante entre la actividad quirúrgica ordinaria y la urgente.

Las medidas se toman en estos meses de invierno en los que los pacientes complejos ven sus patologías descompensadas y se ven obligados a acudir al sistema sanitario, por lo que se necesita organizar recursos y regular la actividad normal y la urgente.

El plan de invierno del CHUF incluye medidas de prevención y actuación