El programa piloto de detección de cáncer colorrectal se aplicará a 50.000 personas

las pruebas se entregarán en los centros de salud, que las remitirán a los hospitales jorge meis
|

El Área Sanitaria de Ferrol se prepara para acoger la experiencia piloto del programa de cribado de cáncer colorrectal que fue anunciado por el área de Sanidad en el Consello de la Xunta de la pasada semana.

El proyecto se limita, por el momento, a Ferrol y comarca, ya que se ha optado por la implantación a través de un plan piloto debido a las características, complejidad y requerimientos de este cribado –que implica la coordinación entre la atención primaria y la hospitalaria–, las pruebas a realizar o las necesidades de formación de los profesionales.

Los ciudadanos entre 50 y 69 años recibirán las primeras cartas en sus domicilios

De la población aproximada que integra el Área Sanitaria de Ferrol, unos 203.000 habitantes, la experiencia se pondrá en marcha entre los ciudadanos que cuentan con edades comprendidas entre 50 y 69 años, lo que se traduce, según los datos facilitados desde el área de Sanidad, en 49.750 personas.

Estos ciudadanos recibirán en su domicilio una carta nominal informativa y de invitación a participar en estas pruebas de cribado de una enfermedad que está considerada como el segundo tumor maligno más frecuente en el conjunto de la población de la Unión Europea. En el caso de las mujeres, es el segundo en incidencia por detrás del de mama y en los hombres es el tercero, tras el de pulmón y el de próstata.

Una vez recibida la carta informativa, se enviará el material necesario para la toma de la muestra y las instrucciones para recogerla. Se trata de un test de sangre oculta en heces, con un intervalo de exploración de dos años. Tras obtener las muestras, la persona participante las depositará en el centro de salud, donde las remitirán al laboratorio del hospital de referencia para su análisis.

Una vez analizadas las muestras, las personas con resultado negativo recibirán una carta indicando su situación de normalidad y se les volverá a invitar a una prueba similar en el plazo de dos años.

Se trata de un test que se hará en casa y será entregado en
los centros de salud

Los que tengan un resultado positivo serán citados en la consulta de su médico de atención primaria para explicarles el significado de las pruebas y la necesidad de realizar una colonoscopia para descartar o confirmar lesiones malignas.

La Consellería de Sanidade ya ha estimado cuáles podrían ser los resultados y así prevé que por cada 10.000 participantes se obtengan 685 tests con resultado positivos. De estos, 35 tendrán un cáncer colorrectal diagnosticado de modo precoz y, por lo tanto, en un estadio poco avanzado. Además, 427 presentarán lesiones premalignas –adenomas– que podrán ser extirpadas evitando así su progresión. De estos, 149 serán pacientes de riesgo bajo, 188 de riegos intermedio y 90 de riesgo alto. Esos últimos continuarán los protocolos específicos de seguimiento diseñados por el programa.

 

ahorro

La Consellería de Sanidade también traduce la detección precoz en términos económicos y así estima que con el cribado se evitarán 81 casos de cáncer colorrectal, lo que supone un ahorro estimado al sistema sanitario gallego de 2,4 millones de euros. Asimismo, teniendo en cuenta el coste medio del tratamiento de un cáncer de colon hoy por hoy, el impacto que tendrá el hecho de que se diagnostique más precozmente será un ahorro adicional de 1,5 millones de euros.

En el programa piloto la Xunta de Galicia invertirá en el período de dos años, duración del desarrollo del plan, 567.000 euros.

El cáncer colorrectal es la quinta causa de mortalidad en Galicia. Además, es el segundo motivo de fallecimiento por cáncer tanto en hombres como en mujeres.

 

El programa piloto de detección de cáncer colorrectal se aplicará a 50.000 personas