Las bajas condicionan el fin de año del Balonmano Narón

Balonmano Segunda Autonómica Narón-SAR
|

El Balonmano Narón fue una de las pocas formaciones que el pasado fin de semana pudo hacer frente al duelo correspondiente a la undécima jornada de Segunda Autonómica, puesto que Narón y SAR habían acordado adelantar su partido al viernes. Una buena jugada de planificación que, sin embargo, parece que no sentó bien a los jugadores naroneses, especialmente afectados por las bajas en su plantilla (25-28).

Si bien, no empezaron mal los pupilos de Rubén Fernández ante uno de sus ahora inmediatos perseguidores, peleando durante toda la contienda dirimida en A Gándara. Sin embargo, especialmente en defensa, las ausencias de muchos de sus efectivos comenzaron a pasar factura, impidiendo a los locales –que además estrenaban equipación Éseka– pelear en igualdad de condiciones ante los pontevedreses, cediendo el que fue su último duelo de 2019, acabando el año en la séptima posición.

Jugaron y anotaron por el Narón: Joel, Lata, Fran Oliver, Alberto Díaz (1), Pablo Otero (3), Dopico, David Vérez (6), Sergio, Eimil (7), Basoa, Queipo y Foces (8).

Base

Los que también pudieron cerrar el año en la pista el pasado fin de semana fueron los integrantes del Grupo Capela Narón de División de Honor infantil y los balonmanistas cadetes del Ferrolterra. Los primeros, que al igual que sus mayores adelantaron el partido a la jornada del viernes, tampoco tuvieron su día ante un OAR Coruña contra el que cedieron 34-17. En un encuentro en su día aplazado, los naroneses chocaron contra un equipo mucho más grande y físico, sin poder demostrar la mejoría de las últimas semanas.

Por su parte, el Ferrolterra de Segunda cadete tampoco tuvo su día el domingo ante un Culleredo que pelea por no desengancharse de la parte alta. Los ferrolanos sufrieron un excesivo castigo cediendo 38-15.

Las bajas condicionan el fin de año del Balonmano Narón