El Valedor do Pobo recibió más de 600 quejas de la comarca en 2013

Entrega de Firmas en el Registro de los que Esperan Viviendas en Recimil
|

El informe presentado este mes por el Valedor do Pobo, José Julio Fernández Rodríguez, con respecto a las quejas recibidas a lo largo de todo el año 2013 refleja un arduo trabajo en el que se han  recibido un total de 23.554 reclamaciones o peticiones de orientación y asesoramiento sobre sus problemas. De estas, más de 600 –606– corresponden a la zona de Ferrol y comarca.
La ciudad naval consta en el informe anual con 184 quejas, aunque el municipio de Narón es el que más acumula, un total de 369 – 346 son comunes sobre el mismo tema–.
Como institución, el Concello de Ferrol es el cuarto de la provincia en recibir quejas ante el Valedor, con 24, precedido de Sada –129–, Santiago –42– y A Coruña –27–.

temática
Las quejas presentadas ante el Valedor responden a temáticas muy diversas, relativas a cuestiones como urbanismo y vivienda, medio ambiente, educación, agricultura, servicios sociales o participación ciudadana.
En el caso de la ciudad naval, muchos de los planteamientos que ha tratado el Valedor son conocidos por haberse hecho públicos y no referirse únicamente a particulares. Es el caso de la adjudicación de viviendas sociales en el barrio de Recimil. Sobre esta cuestión se presentaron 36 quejas de vecinos, que señalaban haber sido adjudicatarios de viviendas en el barrio de Recimil y  sufrir un importante retraso en cuanto a la concesión. El estado de las propiedades y las ocupaciones ilegales fueron cuestiones   aportadas por el Concello para explicar las demoras.
También el caso del Souto de Leixa y la imposibilidad de poder utilizar el vaso terapéutico ubicado en el Terra de Ferrol, al haberse procedido a la separación de ambos centros, figura entre los temas que ha abordado el Valedor el pasado ejercicio. En este caso, las recomendaciones y gestiones no se refieren al Concello sino a las consellerías de Benestar y Educación, que deben ponerse de acuerdo para compartir usos de instalaciones. Aunque la recomendación a ambas fue aceptada, todavía no se ha llevado a efecto en la actualidad.
Otras quejas relativas al municipio ferrolano se refieren a cuestiones como a la falta de aparcamientos para discapacitados en la calle Alonso López. Se trata de una queja particular por la que el Valedor recomienda al Concello que se habiliten plazas y se faciliten los derechos a discapacitados. La sugerencia figura en el informe como pendiente de respuesta.
El cierre del punto de encuentro “A Carón” durante un período vacacional o las discrepancias del claustro de profesores del centro Ferrolterra con respecto a la organización de su horario también se elevaron a modo de quejas ante el Valedor, aunque con diferentes resultados. En el primer caso, se posiciona a favor del demandante mientras que en el segundo considera que no se vulnera el número global de horas con respecto a otros centros.
Estas y otras demandas recibidas y analizadas por el Valedor han contando en mayor o menor medida con la colaboración de las instituciones a las que se solicitó información para poder llegar a conclusiones.
Dentro del deber de informar que se recoge en el informe, hay algunos Concellos a los que hubo que reiterar las peticiones de informe en más de dos ocasiones. Ferrol, Cabanas y Pontedeume recibieron este apercibimiento en una ocasión, mientras que Fene tuvo que ser advertido dos veces para que facilitase la información pertinente al Valedor do Pobo.

El Valedor do Pobo recibió más de 600 quejas de la comarca en 2013