España debe ver la prosperidad de Gibraltar como "una oportunidad", dice Picardo

Fotografía facilitada por el Ministerio Defensa del Reino Unido del primer ministro de Gibraltar, Fabian Picardo (d) y el gobernador, James Dutton. EFE/Archivo
|

El ministro principal de Gibraltar, Fabián Picardo, cree que España "debe ver como una oportunidad" la prosperidad de la economía del Peñón, que el año próximo tendrá una Bolsa, un nuevo banco y su propia universidad.

En unas declaraciones a Efe en Londres, Picardo habló del auge de la economía de Gibraltar, con un crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) del 10,3 por ciento, y de la mejora del mercado laboral, además del aumento de la renta por cápita.

A partir de enero próximo empezará a operar la Bolsa de Gibraltar, en la que cotizarán principalmente fondos, mientras que en marzo abrirá el primer banco y en septiembre se fundará la primera universidad del Peñón.

El parqué, que comenzará a operar este noviembre en periodo de pruebas, empezará la actividad en enero por razones contables y se conocerá como Gibraltar Stock Exchange (GSX).

La GSX, que ha estado anunciando sus servicios durante los últimos 18 meses por Europa, Asia y Estados Unidos, estará liderado por el abogado Marcus Killick, exresponsable de la Comisión de Servicios Financieros de Gibraltar.

"Estos son sueños de los partidos políticos que han estado en el Gobierno (del Peñón) en las últimas dos décadas y tengo la satisfacción de que mi Gobierno lo saca adelante", dijo Picardo después de haberse reunido con empresarios en Londres.

Sobre la universidad, el ministro principal dijo que ésta espera atraer a estudiantes de fuera del Peñón y que su Gobierno seguirá apoyando que los gibraltareños hagan sus cursos superiores en las universidades británicas, como lo hacen actualmente.

Sobre estos avances a nivel económico y educativo, Picardo insistió en que cree que España debería verlos como "una oportunidad" para toda la Bahía de Algeciras.

"Yo digo y repito que Gibraltar ofrece que toda la Bahía de Gibraltar se convierta en un arco de prosperidad, desde Tarifa a Gibraltar, pasando por Algeciras, Los Barrios, San Roque y La Línea", subrayó el ministro principal.

"Y que hoy por hoy -añadió- creamos 10.000 puestos de trabajo para toda la zona, querríamos poder crear 30 (mil) o 40 (mil), eliminar el desempleo y que la prosperidad que hoy por hoy tiene el placer Gibraltar de vivir se extienda a toda la bahía".

Al mismo tiempo, el ministro principal lamentó los problemas en la relación con el Gobierno español al afirmar que Madrid ha expuesto su posición "muy claramente", pues "no tiene interés en tener contacto directo con el Gobierno de Gibraltar".

Añadió que apoya el foro trilateral de diálogo, "un proceso por el cual se puede hablar de todo menos de los temas de soberanía".

España y el Reino Unido tienen buenas relaciones al ser ambos socios de la Unión Europea (UE), pero mantienen fuertes diferencias por la reclamación territorial española sobre el Peñón, que está bajo soberanía británica.

Gibraltar afirma además que tiene jurisdicción sobre tres millas náuticas alrededor del territorio, algo que no reconoce España, pues en virtud del Tratado de Utrecht de 1713 solo admite la soberanía gibraltareña sobre las aguas del puerto.

Londres y Madrid vivieron el año pasado tensiones por el lanzamiento de decenas de bloques de hormigón por parte de las autoridades gibraltareñas en la Bahía de Algeciras.

El territorio, con un gobierno autónomo bajo soberanía de Londres, tomó esta medida para crear un arrecife natural, impidiendo que los pescadores españoles pudieran faenar en esas aguas.

Poco después el Gobierno español empezó a aplicar controles de entrada y salida en la frontera común, que se tradujeron en largas esperas en la Verja, lo que provocó protestas por parte de las autoridades del Peñón y del Reino Unido.

España debe ver la prosperidad de Gibraltar como "una oportunidad", dice Picardo