martes 22/9/20

Una broma de lo más pesada

Hay robos y luego está lo que sucedió ayer en la base de la Brigada de Extinción de Incendios de Prado de los Esquiladores en Cuenca. Allí, por la mañana se dieron cuenta de que les habían robado un helicóptero. Afortunadamente, el aparato fue luego localizado en perfecto estado en la provincia de Córdoba sin que, por el momento, nadie haya sido capaz de explicar cómo pudo suceder semejante cosa. Lo curioso es que nadie haya escuchado cómo despegaba el aparato, porque, desde luego, no se puede decir que los helicópteros sean silenciosos. A lo peor, ya que el aparato estaba en el Prado de los Esquiladores y apareció en la localidad de Fuenteovejuna, fue alguien que se había quedado sin trabajo en el primer lugar y fue a ver si por otros pagos tenían rebaños con los que demostrar su maestría con las tijeras. La Policía, desde luego, debería seguir esta pista, que parece sólida.

Comentarios