lll

Recibe cada mañana las últimas noticias. REGISTRARME

Recibe las noticias desde Telegram. ÚNETE

El reparto del Sánchez Aguilera allana el camino al convenio con Defensa

Los usos de las instalaciones cambiarán la fisonomía de la zona| j.m.

Residencia universitaria, espacios deportivos, un parque urbano, zonas de paseo y hasta instalaciones futuras como guardería, centro de día, de mayores o ampliaciones del Juzgado u otros servicios podrán tener cabida en el espacio del acuartelamiento Sánchez Aguilera. Será una vez que unos dos tercios de la superficie global –89.846 metros cuadrados– pasen a manos del Concello.


Para que esto pueda ser una realidad, se dio ayer un paso importante que supone el último fleco que quedaba pendiente para la entrada en vigor del acuerdo con el Ministerio de Defensa para la cesión de esta y otras parcelas de la ciudad y la zona rural al Concello. La Xunta de Goberno Local aprobó el proyecto de equidistribución del Plan Especial de Reforma Interior PERI 2R del Sánchez Aguilera, que ahora será expuesto durante 30 días junto al convenio de enajenación de propiedades y, una vez transcurrido ese plazo, se llevará a pleno todo el convenio con Defensa para su aprobación definitiva.


El alcalde, Ángel Mato, anunció ayer a última hora de la mañana esta aprobación, haciendo hincapié en que concluir el convenio con Defensa era uno de sus compromisos electorales, para lo que se mantuvo el documento del mandato en el que gobernó José Manuel Rey con el fin de no dilatar más en el tiempo esta cuestión. Faltaba solo esta reparcelación que ahora se ha aprobado y que había sido contratada en 2011, pero que el retraso en la aprobación inicial hizo que fuese necesaria la adaptación a la normativa vigente.


El proyecto supone el reparto de cerca de unos 90.000 metros cuadrados de superficie para usos dotacionales, comerciales y residenciales. El Concello será el titular del uso de disfrute de unos 17.500 metros cuadrados de zonas verdes y espacios públicos libres que serán urbanizados con cargo al Invied y cedidos seguidamente al Concello.


Además de las zonas libres, el Concello dispondrá de pabellones y espacios como los que en su día se planificaron para la residencia universitaria, la Casa del Coronel, donde se encuentra ubicada el Museo de la SGHN, la zona de los talleres de cerámica y otras instalaciones. Las propiedades que mantendrá Defensa, además de las que ahora están ocupadas por la residencia militar y el archivo, estarán destinadas a uso residencial y comercial que gestionará el Invied para futuras promociones.

 

 

Plazos


El valor del convenio con el Ministerio se estima en unos 13 millones de euros y el Concello se encargará del proyecto de urbanización y el Ministerio, contra facturas, se ocupará de todos los gastos del proyecto y urbanización, no solo del sistema viario, sino de las zonas perimetrales dotacionales. Quedaría para el Concello  ferrolano la recuperación de los edificios.


El regidor local estima que, con la publicación en los boletines oficiales y la resolución de alegaciones, el proyecto pueda ser llevado a aprobación a finales de septiembre o principios de octubre. En ese momento, los bienes que contempla el convenio con Defensa pasarían a ser propiedad del Concello.


Aunque el alcalde no adelantó qué usos se dará al espacio que pasará a manos municipales, ya que ahora lo que se determina es la urbanización, sí explicó que la actuación beneficiará a otros proyectos como la construcción de la estación intermodal, que contará con vías subterráneas y una carretera por encima que comunica la zona de la plaza de España con Virxe da Cabeza; o a la conexión entre barrios, acabando con tapones urbanísticos como la conexión entre el centro, Canido, Catabois y parte baja de A Malata.


En cuanto a usos concretos, Mato recordó que su pretensión es favorecer al campus de Ferrol, con una residencia universitaria o espacios deportivos y de paseo para los estudiantes. Al contar, sin embargo, con muchos otros edificios dotacionales, tendrían también cabida posibles servicios de guardería, centros de mayores, de día o incluso ampliación de los Juzgados, a instalación de la audiencia u otras cuestiones que puedan plantearse cuando sea preciso.


Poner en valor el Baluarte del Príncipe, mantener los restos de la traza del acuartelamiento o potenciar el actual Museo de la Sociedade Galega de Historia Natural son también algunos objetivos previstos con esta actuación urbanística.


Ángel Mato hizo hincapié en que este acuerdo supondrá para la ciudad “a creación dun barrio novo” y recordó que es un asunto que lleva 30 años sobre la mesa, que ha pasado por varias corporaciones y que con la aprobación del plan de reparcelación “resólvese un problema histórico en beneficio da cidade de Ferrol”. 

El reparto del Sánchez Aguilera allana el camino al convenio con Defensa

Te puede interesar