sábado 19.10.2019

El número de bodas religiosas cae en Ferrol por debajo del 20%

En lo que va de año, casi el 83% de los matrimonios inscritos en el Registro son de tipo civil
Una de las bodas que se celebraron este verano en el Centro Torrente Ballester, en este caso oficiada por el alcalde, Ángel Mato | jorge meis
Una de las bodas que se celebraron este verano en el Centro Torrente Ballester, en este caso oficiada por el alcalde, Ángel Mato | jorge meis

Las ferrolanas y los ferrolanos prefieren casarse por lo civil. No es una tendencia nueva, pues llevan decantándose por esta opción desde hace prácticamente una década, pero ahora lo es con más diferencia sobre las ceremonias religiosas, mayoritariamente católicas. 

Los últimos datos del Registro Civil de la ciudad naval así lo confirman; en lo que va de año, es decir, hasta el pasado viernes, contrajeron matrimonio y se inscribieron como tal en los juzgados de la calle Coruña 162 parejas; de ellas, 134 fueron civiles, lo que supone casi el 83% del total de enlaces. 

La cifra es, a falta de los datos de cierre de ejercicio, la más alta de la historia, más incluso que las del año 2017, cuando exactamente el 78% de las vecinas y vecinos de Ferrol que se casaron lo hicieron por lo civil. 

En los últimos años se ha consolidado un porcentaje que oscila entre el 66 y el 78%. En 2016 se inscribieron en el Registro 250 nuevos matrimonios, de los que solo 85 fueron religiosos, es decir, el 34%. El siguiente, 2017, la proporción de enlaces, principalmente de tipo católico, cayó al 22%, es decir, solo 54 de un total de 245. En 2018, repuntó, aunque ligeramente, hasta los 60 de un total, también, de 245, es decir, el 24,5%.

Los datos del Registro Civil de Ferrol están en sintonía con los del resto de Galicia, aunque no se dispone a día de hoy de la cifra del presente año. Pero sí de los anteriores. Así, en 2016, de las 9.2456 parejas que se casaron, el 74,6% optó por lo civil; en 2017 y 2018 –con un número de oficios que fue disminuyendo hasta los 8.255 del último ejercicio completo– ese porcentaje fue del 77% y 76,8%, respectivamente.

2009, el año del cambio 
En Galicia, la situación se invirtió definitivamente en el año 2009. Fue entonces cuando, por primera vez, el número de matrimonios civiles superó al de religiosos. El 51,4% de las 9.853 parejas de gallegos y gallegas que se casaron optaron por no hacerlo con una ceremonia católica. 

A partir de ese año, las cifras fueron distanciándose aún más hasta situarse en el entorno del 75%, porcentaje que, con ligeras oscilaciones, parece estar ya consolidado.

Comentarios