jueves 29/10/20

La comarca de Ferrol cierra el año con más de 60 accidentes automovilísticos

Once personas perdieron la vida en siniestros en las carreteras de la zona durante los últimos doce meses

Tres jóvenes perdieron la vida en un violento accidente en Valdoviño mientras viajaban sin el cinturón de seguridad | jorge meis

La comarca de Ferrolterra ha vivido en 2018 uno de sus años más negros en cuanto a cifras de accidentes automovilísticos. De hecho, el último cuatrimestre de este período resultó tan trágico que incluso la Policía Local de la ciudad naval se vio obligada a establecer un dispositivo especial durante todo un mes para tratar de frenar el número de siniestros registrados.

En total, desde enero se hicieron públicos 61 accidentes automovilísticos de diversa consideración, que se saldaron con más de 40 heridos leves, ocho graves y once víctimas mortales. Es, sin duda, un balance muy negativo en el que destaca un preocupante incremento en el número de atropellos –con 10 casos registrados–, uno de los cuales con un fallecido como resultado.

Vehículos de dos ruedas
A pesar de las quejas de muchos conductores tradicionales ante el aumento de ciclistas en las carreteras de la comarca, cabe destacar que son pocos los incidentes que involucran a estos deportistas. En total se registraron tres casos de atropellos a ciclistas, con un total de cuatro heridos; dos de ellos leves y los otros graves. Resulta importante destacar que en el caso más flagrante –sucedido el martes 6 de agosto en Valdoviño– el conductor del vehículo que envistió a los dos deportistas que terminaron ingresados, superaba con creces la tasa de alcohol en sangre permitida.

En cuanto a los accidentes en los que un ciclomotor se vio envuelto, fueron registrados ocho casos; siete de los cuales consistieron en el motorista impactando contra otro vehículo –generalmente mientras realizaba un adelantamiento–, mientras que el último se trató de un hombre que se sintió indispuesto a los mandos de la moto y, tras caer de su vehículo, perdió la vida a causa de un paro cardíaco. Todos estos casos, salvo el mencionado anteriormente, se saldaron con heridos leves y alguna fractura de baja consideración.

Conductores a la fuga
A pesar de que no es común en la comarca que un conductor se de a la fuga tras un incidente, resulta interesante destacar que, durante el presente año, se registraron hasta seis de estos incidentes. Uno de ellos, sucedido el 12 de enero en la calle Almendra, consistió en una colisión en la que uno de los conductores implicados escapó tras el impacto, siendo aprehendido tiempo después. En el segundo, acontecido el 7 de noviembre, un vehículo se dio a la fuga tras atropellar a un niño en un paso de peatones en San Juan. En este caso el conductor, que manejaba un vehículo verde todo terreno, nunca fue capturado. Por último, un par de días después, el 12 de noviembre, un joven en una furgoneta embistió a un motorista en A Gándara y continuó con su camino, solo para ser encontrado en su vivienda de O Couto horas después asegurando que había huido al haberse asustado porque el vehículo pertenecía a su padre.

Mención aparte merecen los otros tres casos, en los que los conductores trataban de escapar de la Policía. El primero de ellos, registrado el 11 de enero, se saldó con el vehículo de huida volcado en las curvas de Santa Ana (Fene). El segundo, acontecido durante la noche del 24 de octubre, concluyó con un coche empotrado contra un árbol de la carretera de Castilla y el conductor detenido por positivo en alcohol, conducción temeraria y atentado contra la autoridad. Por último, el 11 de noviembre, un varón trató de escapar de la Policía, quedando atrapado en su vehículo tras colisionar durante la huida.

Causas
Pese a que entre la comunidad de conductores se suele decir que es el consumo de alcohol el principal causante de estos incidentes, lo cierto es que únicamente tres accidentes fueron fruto de esta circunstancia.

Tal y como detalla la Policía, el exceso de confianza, la conducción distraída y el exceso de velocidad fueron los principales motivos de la mayoría de estos siniestros. Como dato curioso, únicamente dos casos se debieron a la presencia de animales.

Comentarios