jueves 6/8/20

Un total de 1.794.316 vascos están llamados a las urnas, 10.000 más que en las autonómicas de 2016

Se reducen a la mitad, con 2.200, las solicitudes aceptadas de los votos de residentes en el extranjero

El candidato del PNV a la reelección como lehendakari, Iñigo Urkullu (a la derecha) | DAVID AGUILAR (EFE)
El candidato del PNV a la reelección como lehendakari, Iñigo Urkullu (a la derecha) | DAVID AGUILAR (EFE)

Un total de 1.794.316 vascos están llamados a las urnas hoy durante la celebración de las elecciones al Parlamento Vasco, 10.899 personas más que en los comicios de 2016. El incremento más importante se produce en Álava, con 4.084 electores más, seguido de Guipúzcoa, que incrementa su censo electoral en 3.885 personas, y por último Vizcaya, que cuenta con 2.930 votantes más.

Estos comicios están caracterizados por el aumento de las solicitudes del voto por correo a causa de la pandemia del coronavirus. Han sido un total de 125.000 la peticiones para votar correspondencia, superando en 73.000 a las elecciones autonómicas de hace cuatro años.

Las cifras relacionadas con el proceso electoral fueron facilitadas este sábado por la consejera de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia, en una comparecencia pública en la que estuvo acompañada de la consejera de Salud, que dio a conocer los nuevos datos del Covid-19.

En estas elecciones están llamados a votar un total de 1.794.316 votantes (1.718.318 residentes en el País Vasco y 75.998 residentes en el extranjero), lo que supone un ligero aumento en relación al censo de las autonómicas de 2016, que fue de 1.783.420 (1.714.261 de Euskadi y 69.159 del extranjero).

En esta ocasión, habrá 68.790 nuevos votantes, de los que 12.357 son jóvenes que han cumplido 18 años desde las últimas elecciones generales de diciembre de 2019. El número de ciudadanos que están en el extranjero con derecho a voto se ha incrementado de 69.158 personas en 2016 a 78.825. En cuanto al voto CERA (electores residentes ausentes), el número de solicitudes aceptadas rondarán las 2.200, aunque es un dato estimativo, lo que supondría alrededor 2.200 menos que los votos de residentes en el extranjero que se contabilizaron hace cuatro años.

Países afectados

Beltrán de Heredia explicó que ha habido países donde electores vascos residentes no han podido ejercer su derecho a sufragio, como, por ejemplo, Cuba, del que no ha llegado ningún voto CERA. El dato definitivo no se sabrá hasta la próxima semana, cuando las Juntas Electorales Territoriales realicen el escrutinio definitivo. Los locales para votar serán 761, lo que suponen 42 más que en 2016, gracias, según sostuvo la consejera de Seguridad, al “esfuerzo que han realizado los ayuntamientos para organizarlos con las medidas y recomendaciones de las autoridades sanitarias". El PNV se presenta como favorito para ganar las elecciones al Parlamento Vasco ya que todas las encuestas auguran que mejorará sus resultados de hace cuatro años y aumentará los actuales 28 escaños que tiene en una cámara de 75 diputados. Además, si como es previsible reedita su pacto con los socialistas, que también esperan mejorar sus 9 escaños, conseguirán una mayoría absoluta holgada que les permitiría gobernar con estabilidad la legislatura.

Los nacionalistas han ganado en todas las elecciones autonómicas celebradas desde hace cuarenta años, incluso en las de 1986, tras su escisión, en las que se impusieron en número de votos, aunque el PSE-EE le superó en escaños. Se da por seguro que nacionalistas y socialistas, que gobiernan las principales instituciones vascas en coalición, repitan la fórmula que han mantenido en el Gobierno Vasco durante cerca de catorce años: la pasada legislatura y entre 1986 y 1998, con un breve paréntesis en este periodo. l

Comentarios