miércoles 21.08.2019

El Valdetires se juega el pase a la promoción en un mes

El equipo ferrolano necesita ganar los cuatro partidos pendientes

El equipo ferrolano se está mostrando especialmente fuerte en su propia cancha  i jorge meis
El equipo ferrolano se está mostrando especialmente fuerte en su propia cancha i jorge meis

Quedan cuatro jornadas para que termine la competición de liga en la Segunda Femenina y en ellas se va a jugar el Valdetires sus opciones de disputar la fase de ascenso a la máxima categoría.

Los campeones de los cuatro grupos, así como los dos mejores segundos serán los que luchen por las tres plazas que dan derecho a estar la próxima campaña en la Primera División.

Pensar en terminar en lo más alto de la clasificación es ahora mismo una utopía, ya que el Bilbo aventaja en diez puntos al conjunto departamental, por lo que parece complicado que las pupilas de Javi Leira puedan enjugar esa desventaja cuando solo quedan doce puntos en juego.

Por ello, ahora la gran lucha que debe dirimir el cuadro ferrolano es la de consolidar el segundo puesto, que no será una tarea fácil dado el calendario que tiene por delante.

En estos momentos, el Valdetires está empatado a puntos con el Cidade de As Burgas, pero el conjunto ourensano tiene que disputar un partido menos, ya que le toca descansar dentro de dos jornadas.

El sábado, el equipo de Javi Leira se desplaza a la cancha del Universidad de Valladolid en el, a priori, partido más asequible de los que le quedan por jugar.

La siguiente jornada, será el Txantrea, el cuarto clasificado, el que visite el pabellón de Esteiro, aunque es probable que la formación navarra llegue a Ferrol con pocas opciones de luchar por el segundo lugar.

En la penúltima jornada del campeonato, se celebra un encuentro que puede ser clave para el desenlace del campeonato, ya que el Valdetires acude a Ourense para enfrentarse al Cidade de As Burgas, en una contienda en la que se puede decidir la segunda plaza.

Si todo marcha con normalidad, el cuadro ferrolano debería de llegar a ese choque con tres puntos de ventaja sobre su rival, por lo que el empate le podría servir para consolidar su posición.

Sin embargo, una derrota complicaría ese puesto, ya que en un empate a puntos a final de temporada el beneficiado sería el conjunto ourensano, porque en el encuentro disputado en Ferrol el marcador final fue de empate a siete goles.

En la última jornada será O Fisgón el que juegue en el pabellón de Esteiro.

En estos momentos el Valdetires es el segundo clasificado con el mejor coeficiente de todos los grupos, por lo que si es capaz de vencer en los cuatro enfrentamientos que le restan por dirimir tendrá una plaza segura en la lucha por el ascenso, que es el gran objetivo que se han marcado para esta temporada.

Comentarios