miércoles 12/8/20

El Racing no cierra la puerta

El club ferrolano no cuenta a día de hoy con Pablo Rey y demás jugadores que acabaron contrato, pero tampoco descarta hacerlo según avance su planificación
Pablo Rey ha disputado 390 partidos con el Racing y es su máximo goleador, con más de cien tantos  | jorge meis
Pablo Rey ha disputado 390 partidos con el Racing y es su máximo goleador, con más de cien tantos | jorge meis

A día de hoy, en el Racing no hay sitio para Pablo Rey. Ni para él ni para los otro ocho jugadores que terminaron contrato el 30 de junio –algunos de ellos, como Diego Garrido, ya se habían comprometido con el Somozas– y a los que la entidad, por el momento, no ha ofrecido una posible renovación en el club de la ciudad naval. Lo que no quiere decir, en palabras del director deportivo del cuadro departamental, Carlos Mouriz, que el capitán racinguista, o cualquiera de sus antiguos compañeros, no continúe vistiendo la camiseta verde el próximo ejercicio.   

Con las fases de ascenso a Segunda y Segunda B todavía por dirimir, a la temporada 2019/20 todavía le quedan algo más de tres semanas de competición y el club quiere esperar a que se resuelva y ver la situación en la que quedan algunos de los futbolistas en los que tiene interés antes de comenzar a dar pasos en la confección de la plantilla para el próximo ejercicio. Más teniendo en cuenta, como apunta Mouriz, que, contando con los jugadores que tienen contrato en vigor, el club solo dispone de cinco fichas para mayores de 23 años.
Por eso, el director deportivo del Racing advierte que, si para entonces cualquiera de ellos vuelve a encajar en los planes del equipo y aún están libres, podrían ofrecerles la renovación. Así se lo ha hecho saber, “porque con todos hay buena relación”. En cualquier caso, ha recordado que “este año tampoco es que hayamos hecho una gran temporada. Hemos pasado muchos apuros. Esa es la realidad”, en clara referencia al hecho de que, si el Racing quiere conformar una plantilla competitiva con la que dar el salto a Segunda A, es inevitable cambiar algunas piezas.

Pablo Rey
Aunque ha rehusado posicionarse públicamente al respeto, Pablo Rey corrobora las explicaciones del club. De hecho, ha mostrado su predisposición a esperar ese plazo de tres o cuatro semanas que maneja el Racing antes de valorar otras opciones de futuro. 

Carlos Mouriz advierte que “nadie en el club cuestiona a Pablo Rey. Es una institución, pero la situación es la que es y solo tengo cinco fichas disponibles –para mayores de 23 años–. Va camino de los 36 años y su rendimiento no es el mismo que con 25. Estoy seguro de que él querría jugar aquí hasta los 40 años, pero también de que si no siguiese, él sería el primer interesado en que las cosas le fuesen bien al Racing”. 

El comunicado que el Racing emitió causó mucho revuelo entre los aficionados del cuadro verde, que reclaman un adiós más ceremonioso para algunos de esos futbolistas claves en el equipo en las últimas temporadas y, sobre todo, para el propio Pablo Rey. Advirtiendo que las circunstancias actuales no permiten grandes actos públicos –“no podemos, por ejemplo, hacer una rueda de prensa”–, Mouriz insistió en que el documento divulgado por el club es informativo y “honesto” con los jugadores con los que, en este momento actual, no se cuenta, “y que tampoco han estado parados sin escuchar ofertas”. Pero matizó que “eso no significa que, en el caso de que Pablo Rey no siga, en el momento que se pueda, no salgamos públicamente con él a agradecérselo. Y si se da el caso de que no sigue jugando al fútbol, habría que buscar la forma de que, si él quiere, siga vinculado al Racing, porque aquí es una institución”. 

Villarejo
De entre los jugadores que acabaron contrato el día 30 –Adrián Armental, Marcos Álvarez, Diego Garrido, Joel López, Iker Rodellar, Raúl Tavares, Miguel Villarejo y Juan Antonio– algunos ya se han comprometido con otros clubes y otros, a diferencia de Pablo Rey, sí dan ya por terminada su etapa en el Racing. 

Es el caso de un Miguel Villarejo que a través de sus redes sociales, ha querido agradecer a toda la familia racinguista –cuerpo técnico, Carlos Mouriz, del que asegura que “este proyecto tan ambicioso tiene al mejor cualificado para llevarlo a cabo”, jugadores con los que ha coincidido y, por supuesto, a la afición– el cariño que ha recibido: “Me llevo de Ferrol emocionantes recuerdos, amigos para toda la vida, pertenecer a la historia del club y un hijo ferrolano (...) Por todo esto, hoy y siempre: ‘Aquí está mi hogar, donde se acaba el mar’”.

Comentarios