martes 17.09.2019

As Pontes vibra con el Mundial Sodi de karts

Un problema en el sistema informático obligó a rebajar la duración de la prueba, que aun así resultó puntuable
Una gran cantidad de aficionados se acercaron a una carrera de la que se refleja un podio y la salida, que se desarrolló en un formato “Le Mans”  | emilio cortizas Sport & Pro
Una gran cantidad de aficionados se acercaron a una carrera de la que se refleja un podio y la salida, que se desarrolló en un formato “Le Mans” | emilio cortizas Sport & Pro

Un problema en el sistema de cronometraje derivado de un incidente con uno de los vehículos participantes obligó a recortar la duración de la prueba de karts “24 horas de Resistencia de As Pontes”, que se disputó en el circuito de la localidad minera el pasado fin de semana. Una circunstancia que, aunque empañó ligeramente el desarrollo de la competición organizada por Sport & Pro, no impidió que la cita se diese como válida, al haberse completado más del 75% del recorrido, y resultase puntuable para las series mundiales en la modalidad Sodi.

La competición internacional congregó en la localidad pontesa a un total de 28 equipos y más de 220 pilotos procedentes de toda España, además de diversos puntos de Portugal o Bélgica. Entre ellos, varios representantes de la comarca, incluidos varios deportistas locales. Un significativo número de participantes que, unidos a familiares, mecánicos y equipos técnicos, hizo que la villa y el circuito contasen con gran animación desde mediados de semana.

El culmen llegó con la celebración de los entrenamientos oficiales y la propia carrera, que arrancó a las 12.30 del mediodía del sábado. Durante la misma, desde la organización tuvieron que afrontar algún que otro desafío, el principal lidiar con un importante aguacero que, puntualmente, complicó mucho el trabajo de los pilotos. La salida, en formato Le Mans, es decir, con los pilotos de pie y alcanzando sus coches a la carrera antes de arrancar, contribuyó fue uno de los momentos más vistosos de la jornada. 

Tras doce horas en acción, y ya con noche cerrada sobre el circuito, se celebró un cambio de sentido antes de enfilar la segunda mitad del campeonato. La competición discurrió sin altercados hasta que, rondando las seis de la mañana, uno de los vehículos se salió de pista y en su trazado descontrolado se llevó por delante parte del cableado del sistema telemático de cronometraje. 

Suspensión
La prueba quedó en el aire durante algún tiempo y desde la organización se trató por todos los medios de restablecer las comunicaciones. Sin embargo, y tras volver a la acción, los responsables del evento comprobaron que los tiempos de los equipos no se registraban correctamente y por lo tanto decidieron sacar la bandera roja cuando faltaban cuatro horas y diez minutos para completar las 24 horas. 

A pesar de ello, y puesto que ya se habían superado los tres cuartos del tiempo previsto, la prueba se dio por válida estableciéndose clasificaciones en todas las categorías en función de la situación de carrera en la última vuelta que se dio en circunstancias normales. 

A pesar del incidente, Antonio Otero, de la firma Sport & Pro, se muestra satisfecho con la respuesta y las críticas positivas de los participantes. “Creo que tenemos el respeto de la gente y eso es lo importante”, advierte y asegura que “los veo receptivos de cara a otros años”.

Comentarios