• Sábado, 18 de Agosto de 2018

Propietarios de San Nicolás exigen saber cómo se extravió su dinero

Propietarios y usufructuarios de nichos en el cementerio de San Nicolás de Neda se reunieron la pasada semana para avanzar en torno a las novedades en el caso de los fondos extraviados

Propietarios de San Nicolás exigen saber cómo se extravió su dinero
El cementerio de San Nicolás de Neda presenta numerosas filtraciones que conviene reparar | JOrge meis
El cementerio de San Nicolás de Neda presenta numerosas filtraciones que conviene reparar | JOrge meis

Propietarios y usufructuarios de nichos en el cementerio de San Nicolás de Neda se reunieron la pasada semana para avanzar en torno a las novedades en el caso de los fondos extraviados y que posteriormente fueron repuestos por la admnistración diocesana, como empresa subsidiaria. Aunque la falta de dinero fue subsanada, a día de hoy siguen a la espera de que desde el Obispado se les ofrezca una explicación sobre la pérdida de esos 11.550 euros, fruto de un descuadre en las cuentas que confirmó el vicario general el 13 de marzo de 2017 en un escrito en el que también se aseguraba que tal desajuste contable no era imputable a la antigua comisión del cementerio, integrada por Juan Rodríguez Calvo y José Ríos López. 

En la reunión se trataron numerosas cuestiones, entre ellas la dificultad que tienen los propietarios y miembros de la antigua comisión para tratar este asunto y otros relacionados con el camposanto con el actual párroco, Ramón Antonio Rodríguez, con quien aseguran que “es muy complicado dialogar”, ni tan siquiera para tratar la cuestión de reinvertir en el cementerio el dinero que devolvió la administración diocesana, que hace mucha falta, sobre todo teniendo en cuenta que se ha constado la existencia de numerosas filtraciones de agua, viendose afectados unos 60 nichos. Precisamente de estas dificultades para llegar a acuerdos con el párroco y se acordó informar al obispado, ya que entienden que debe poder invertirse ese dinero en el propio camposanto.

También manifestarán su malestar  por que hasta la fecha, aunque se ha restituido el dinero, no se ha explicado qué ocurrió con los fondos y cómo desaparecieron, uno de los compromisos adquiridos por el Obispado, quien aseguró que se investigarían las irregularidades y se exigirán las responsabilidades derivadas de las mismas.
Así, solicitan poder tratar con el párroco el destino final de la referida partida económica, ya que, según aseguran, debe ser el cura quien coordine las acciones encaminadas a ello. 
También aluden a la necesidad de que convoque una asamblea para poder elegir a una nueva comisión, cuyas labores sigue desempeñando la antigua. 
Así pues, confían en que desde el Obispado se aclare finalmente qué ocurrió con el dinero y cumplan con lo prometido y medien con el párroco actual para desbloquear la situación.