Finlandia afirma ser objeto de "constantes intentos" de ciberespionaje

|

La Policía de Seguridad (SUPO) de Finlandia ha asegurado este lunes que el país se enfrenta a "constantes intentos" de ciberespionaje, algo que puede amenazar su seguridad nacional.


Según la revisión de seguridad nacional de la SUPO, publicada este lunes, las autoridades finlandesas no esperan que el ciberespionaje disminuya a largo plazo, es decir, más de cinco años, y ha apuntado directamente a Rusia y China como estados con más intereses en el país europeo.


El trabajo señala que, con el ciberespionaje, los estados autoritarios buscan "obtener información para respaldar su toma de decisiones" e "influir en las actividades de las personas que toman las decisiones en Finlandia".


Además, recoge el diario finlandés 'Iltalehti', este tipo de prácticas pueden amenazar la seguridad nacional de Finlandia si actores "socialmente importantes", como una empresa de suministro de agua, por ejemplo, son objeto de chantajes. Asimismo, el ciberespionaje puede utilizarse para obtener información sobre desarrollo de productos.


La gerente de SUPO, Antti Pelttari, ha advertido en un comunicado de que "es probable" que una empresa u organización de la Administración finlandesa "sea víctima de un 'malware' de chantaje".


En su evaluación de 2020, la SUPO avisó sobre que la amenaza de la extrema derecha se había intensificado en los países occidentales, Finlandia incluida.


También dedicó espacio a alertar sobre la amenaza del terrorismo islamista, recuerda el diario 'Ilta-Sanomat'.


Finlandia afirma ser objeto de "constantes intentos" de ciberespionaje