Nuestra policía municipal

|

LLa Policía Municipal de Ferrol, como la de cualquier otra localidad española, arrastra la imagen de colectivo poco preparado y relegado a tareas muy básicas. Con “los municipales” siempre hubo un recochineo, en absoluto tolerado por sus colegas de la Policía Nacional y de la Guardia Civil. Sin embargo, es indudable que han dado un salto de calidad. Ya durante el confinamiento se apreció un inusual despliegue, que ahora se ha trasladado al mantenimiento del orden público, a la lucha contra la delincuencia común, y contra la violencia machista. Los medios locales ferrolanos nos informan desde hace meses de este tipo de intervenciones, que reflejan un compromiso más profesional y transversal en el ejercicio de sus competencias legales, una salida del área de confort impulsada necesariamente por el concejal responsable (Germán Costoya Casas) y por la favorable actitud de la plantilla ferrolana.

Nuestra policía municipal