Victoria Abril sigue enfadada con todos

|

VICTORIA Abril vuelve del más allá; del otro lado de los Pirineos, ¡eh!, no del mundo de los muertos, en el que, sin embargo, es por su belicosidad una firme aspirante desde que abandonó las monstruosas –por su tamaño- gafas que lucía en “Un, dos, tres...”. Y precisamente belicosa ha venido de Francia, como los mamelucos que formaban parte del ejército de Napoléon y ¡vaya objetivos ha elegido para cargar!: Pedro Almodóvar –“no se ha muerto, pero yo sí para él”– y Penélope Cruz –“es un poquito joven para que le den el César” (premio del cine francés)–. ¡Qué mala uva! Parece que está poseída por Carlos Pumares. FOTO: victoria abril | aec

Victoria Abril sigue enfadada con todos