Un golpe de estado cada dos horas

|

Intentar dar un golpe de estado en España va a salir muy barato. El Gobierno, que trabaja en estos días a destajo para conseguir una reforma exprés del delito de sedición planea que la pena máxima que se pueda imponer sean cuatro años de prisión, que entre pitos y flautas, descuentos por buena conducta y demás beneficios, se quedará en un par de semanas encerrado (vamos, más o menos lo que sucede ahora con los presos del procés y eso que su pena es, en algunos casos de 13 años de cárcel). Como esto salga adelante, vamos a tener declaraciones de independencia cada dos horas. FOTO: Juan carlos Campo, ministro de justicia | aec

Un golpe de estado cada dos horas