El lume le hace parte del trabajo a los ociosos mareantes

|

XIAO Varela, responsable de la Concejalía de Paseo de Bicicletas –camina por la calle con una como quien lleva al perro a hacer sus necesidades, pero jamás se le ha visto pedaleando–, se ha pluriempleado como gorila y le guarda las espaldas a la pseudopeletera Silvia Cameán, no vaya a ser que los vecinos de Eirís se pongan farrucos y a ella acabe escapándosele una lagrimita –¿el alcalde? Bien, gracias; sus únicos shows se limitan al Dillo ti y al Digo eu–. Varela es un tipo con suerte –¡y tanta!, pasó de okupa a regenerador urbano cobrando un sueldo fijo que le pagan todos los coruñeses–, pues hasta las casualidades le hacen el trabajo. No ha sido capaz de realojar a un solo chabolista de A Pasaxe y ahora el lume le ha facilitado esa reubicación. A la concejala de Bienestar Vegental, María García, biotopo pata negra, le ocurre más o menos lo mismo. De las toneladas de basura que allí se acumulan retiró una vez una bolsa, porque había que quedar bien, pero nada más, pero el fuego también le ha hecho gran parte de su trabajo. Aún serán capaces de presentarlo como una muestra de su eficacia. FOTO: los afortunados maría garcía y xiao varela | aig

El lume le hace parte del trabajo a los ociosos mareantes