El Concello se compromete con la recuperación del mercado de Recimil

Muchos de los puestos de la plaza de abastos se encuentran vacíos | jorge meis
|

Todos los grupos políticos municipales coincidieron en la necesidad de impulsar la rehabilitación del mercado de Recimil, como uno de los pilares para la dinamización del barrio. La propuesta se llevó a pleno a través de una moción del BNG y consiguió el apoyo generalizado en cuanto a la iniciativa, aunque no se consiguió la unanimidad, ya que el grupo de gobierno, PSOE, se abstuvo en la votación, al considerar que el plazo fijado para esa mejora –2021– no sería factible.


El estado del mercado y la cantidad de puestos cerrados hace necesario una actuación que fue defendida por la representante de la Asociación de Vecinos de Recimil, María José Pita.


Desde la entidad se ve imprescindible que se recupere el barrio y para eso, indicó, “hai que empezar por recuperar o mercado. A dinamización empeza polo mercado e pola escola e se non se mira o que esta pasando, aquí se non se aposta por esta zona isto vai ser un gueto”.


Pese a encontrarse en un barrio concreto, el mercado de Recimil da servicio a vecinos de toda la ciudad y cuenta con una destacada afluencia, que, como indica Pita, “aínda podía funcionar máis se estivera acondicionado”.


También los operadores de esta plaza de abastos consideran imprescindible la actuación, tanto para mejorar las instalaciones –que han sido objeto de alguna actuación recientemente pero que no suficientes– como para poder abrir puestos que hoy están cerrados.


La propuesta del BNG, que fue aprobada por mayoría, incluía la necesidad de asignar los puestos vacíos, que tienen demanda, y la instalación de terrazas.


Iván Rivas recordó el estudio de 2018 para un nuevo mercado y apostó por tomarlo como base para la rehabilitación. Pidió también la inclusión de la partida necesaria en los presupuestos del año 2021.


Tanto Ferrol en Común como PP compartieron esta necesidad, de la que también se mostró partidario el propio edil de Mercados, Germán Costoya, aunque fue más prudente con los plazos. En este sentido, señaló que la adjudicación de puestos previa a la obra podría llevar a problemas como ocurrió en Caranza, que dilataron su apertura. Por eso, PSOE se abstuvo en la votación.


Valoró, sin embargo, la necesidad de apostar por este espacio como un gastromercado, aportándole un valor turístico más allá del comercial.

El Concello se compromete con la recuperación del mercado de Recimil