Los idus de abril

|

los malos fueron en marzo,  pero esperemos que los de este mejoren la cosa y hay mucho que mejorar. Y es que la emergencia sanitaria, alarma general, medidas de urgencia, confinamiento, cierre generalizado, ponen frente al espejo los problemas sociales, el aumento de la desigualdad, en un país que sigue teniendo res pobres, precariedad laboral y nove millones de nuestros conciudadanos que perviven por debajo del umbral de la pobreza según los datos que maneja la propia administración. 
Pero es que el Banco de España pone unas cifras todavía más escalofriantes: 4,5 millones de hogares, doce millones de personas, las pasan canutas y sin horizonte y Cáritas, según nos cuentan en este periódico, contabiliza ocho millones y medio de pobres malviven en plena exclusión social. Los casos más graves tienen también una cifra: un millón ochocientos mil casos. Son personas sin ningún porvenir. 
Lástima que la Iglesia dedique más dinero a “sus canales informativos” y que, según el Tribunal de Cuentas el opacidad de sus cuentas es pareja a la inacción del Estado. Otra cifra:  El Instituto Nacional d Estadística señala  que el ahorro medio de las familias  no alcanza los 600 euros anuales y que la tercera parte de los trabajadores españoles ingresa menos de 12.000 euro brutos al año. 
Y hay otras cifras que merecerían una reflexión: la sanidad pública sufre aún la pandemia de los recortes y la situación no es igual en el País Vasco,  la comunidad que dedica más dinero a la sanidad pública y Madrid que está en la cola, cerrando el estudio. Hay la mitad de enfermeros que en Francia y Alemania y el porcentaje de médicos nos sitúa también en uno de los puestos de cola. Un informe de la Comunidad Europea nos “coloca” como el cuarto país del mundo en recorte sanitario. Y estamos a la cola según la OCDE en el número de vivienda pública de alquiler. 
Por ejemplo Francia está en el 15%, Países Bajos en el 18% y en España son un 4%. 
El resumen de todas estas cifras ponen los pelos de punta. ¡La pobreza es la peor pandemia conocida! Cierto que tiene cura  o paliativos Cuando los políticos, a través de los informes médicos, nos explican que estamos acercándonos “al pico” tienen que explicar también como se puede acabar con esa lacra que tendría que avergonzar a todos. Otro día hablaremos del negocio de las Residencias para mayores…

Los idus de abril