Hace un mes y nada

|

¿Recuerdan? El plazo puesto por el señor Sánchez presidente del Gobierno era tal día como hoy pero del pasado mes de julio y aquí no ha pasado nada. Claro que tal día como hoy hace casi un año el presidente Rajoy dejo dicho eso de “cinco años y cero patatero” de  euros del presupuesto para cumplir con una ley todavía en vigor. 

Uno y otro se referían a lo mismo: el cumplimiento de la Ley para la Memoria Histórica. Y Franco sigue allí, en el valle de la vergüenza y en docenas de lugares de la geografía  hispana  campeando ante el asombro de las sociedades democráticas. Y todo esto viene al caso pues una novela titulada “la dimensión desconocida”, de la serie True-Crime, su autora Nona Fernández nos cuenta los asesinatos en Chile durante la dictadura militar de Pinochet (casi treinta años en el gobierno) y relata la inauguración en 2010 del Museo de la Memoria Histórica y los Derechos Humanos de Chile, acto al que acudieron, con los cuatro presidentes que sucedieron a Pinochet, los partidos políticos que participaron en la Transición chilena…”. 

No está de más recordar el papel del juez Garzón ante tribunales internacionales (¿Y en España?. Como ahora .Nada. Hace un par de días un juez se pasó por el arco del triunfo la Ley para la Memoria Histórica y ordenó reponer el nombre de un golpista en la placa de una calle.

Nona, la autora de la novela, cuenta su experiencia personal y profesional -  es periodista –veinte años después de recuperar la democracia– acompañando a su hijo por las distintas secciones del museo, para que conozca, con datos, el verdadero relato de tantos años de sufrimiento; el reconocimiento de los torturados y desaparecidos como luchadores por la libertad contra la dictadura militar.

Hoy es día diez y nada. O, para decirlo claramente, lo de siempre: el escándalo de la caja B del PP salpica al Banco de Santander, el grupo PRISA y la empresa Indra, en la que el Estado, a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales, que siempre tuvo en su Consejo de Administración –hoy lo dirige Abril Martorell– destacados miembros de PSOE y PP, según quien tuviera un sitio en el Consejo de Ministros. ¿Recuerdan ustedes que un juez vino a decir que en el PP estaban todos los delitos posibles: prevaricación, falsedad documental, blanqueo de dinero, etc.? Pues ahora el PP  intenta anular ante el Supremo la sentencia del Caso Gürtel que le condenó.

Hace un mes y nada