La importancia de hacer un programa de fiestas sin erratas

|


LOS escritores suelen comentar que uno de los momentos más importantes antes de la edición de un libro es la lectura de las galeradas. En ese repaso se corrigen erratas que pueden dar al traste con una gran obra. A estas alturas ya se sabe que los mareantes herculinos no son particularmente inclinados al esfuerzo, pero si bien las ocupaciones propias del cargo de concejal de festejos le impidieron a José Manuel Sande revisar el programa de las de María Pita, podría haber encontrado un funcionario ad hoc para que corrigiera los innumerables errores que aparecen en ese folleto en el que se recuerda que las fiestas son para vivirlas sin sexismo pero en la que cuesta encontrar un horario bien situado.

La importancia de hacer un programa de fiestas sin erratas