Al servicio del PP

|

En una Democracia, el Poder Judicial tiene que tener los medios, y sobre todo la libertad, para investigar todos los indicios delictivos, incluso los que pueden afectar a miembros del  gobierno. 
Las últimas revelaciones que estamos conociendo, muestran a un ministro de Justicia muy comprometido en manipular nombramientos de fiscales y jueces, para que toda una serie de indagaciones sobre la financiación ilegal del Partido Popular, queden sobreseídas.
La desfachatez de las conversaciones telefónicas que estamos escuchando en los medios informativos, indica hasta que punto esta tropa juzgaba natural usar la maquinaria estatal, para apropiarse de grandes sumas de dinero, y poner a su servicio a jueces y fiscales para protegerse de las posibles investigaciones. Si esto termina sin castigo, ¿con qué autoridad moral sentarán los tribunales a los ciudadanos en el banquillo? Tenemos un problema.

Al servicio del PP