Arma pesada

|

Lo han llamado proceso independentista, separatista, segregacionista, etc. Lo han tachado de secesión, traición y sublevación; pero no han dicho la verdad. 
El asunto catalán es una revolución (se lo dije hace tiempo: los catalanes no quieren rey), y como revolución (sin armas, pacífica, y de momento incruenta), el único camino es saltarse la ley a la torera. Como todas. Los políticos revolucionarios catalanes saben a qué se exponen,  saben que no hay revoluciones sin caídos; y Mas prefiere ir a la cárcel por eso, y no por el 3%. El Rey, Rajoy, y todo cristo con dos dedos de frente también lo saben. El Rey y Rajoy están de acuerdo en la estrategia a seguir, y ninguno ha tenido bemoles suficientes y plantear un referéndum al caso. Pero si interviene cualquier fuerza con armas para detener a alguien, y sofocar la revolución catalana, ese  pasaría de demócrata a dictador. Una constitución no puede ser un arma. 
 

Arma pesada