Hacienda se llevó la ilusión de Bibi

|

EN la madurez adoptó la personalidad de Bibiana Fernández; durante la juventud había sido Bibi Andersen, y antes... qué más da quién fuese antes. El caso es que está tiesa. Y no porque en una de sus visitas al quirófano le hayan inyectado un potentísimo adelgazante, sino porque Hacienda le está sacando hasta el último patacón. Ella misma lo reconoce en las redes sociales: “Juro por Dios que, si era lo justo, no hay lamento, pero ¿tiene el Estado derecho a quitarte la ilusión?”. Por lo visto, si no pagas cuando debes hacerlo, parece que tiene todo el derecho del mundo. Por cierto, ¿la ilusión se mide en dinero? FOTO: bibiana fernández y maxim huerta | aec

Hacienda se llevó la ilusión de Bibi