Ramboy

|

Efevtivi, es él: Ramboy, el Rambo de los recortes. Pues va el tío y dice: “Hay signos de recuperación; insuficientes, pero los hay”. ¡Joder, joder, joder, con el tío; si hasta parece gallego, coño!
Lo digo porque eso es lo mismo que se dice por estos andurriales acerca de las meigas, que ni Cristo las ha visto, pero haberlas, hailas. Sin embargo, los recortes de Ramboy son más ciertos que Dios, cualquiera puede verlos, y muchos, demasiados, palparlos en sus propias carnes. Atentos al dato: un 30% de los españoles viven por debajo del índice de la pobreza, reconocido como tal por las Naciones Unidas. Pero Ramboy ¡ese hombre! le echa más cojones, humor negro, o mala hostia a la cosa, de lo que sería normal en un tío normal. No pretendo decir que Ramboy sea subnormal, aunque cada cual pueda tener opinión al respecto. Pero, si no es subnormal ¿qué carallo es Ramboy? Dejo la respuesta a su docta opinión.

 

Ramboy