Hasta el PSdeG adelanta a las mareas

|

n
EL entronización de Xaquín Fernández Leiceaga como jefe de la franquicia enxebre del PSOE deja a las mareas como farolillo rojo en el proceso de elección del candidato a la Xunta. Ser el último en este momento no significa que también se ocupe ese puesto el día de las votaciones, pero confirma lo que ya va siendo una idea cada vez más extendida: las discrepancias internas que provocan la obsesión de algunos por asegurarse el carguiño. Pero la xente do común no es la única a la que sacuden las discrepancias internas, al PSdeG le ocurre lo mismo; el proceso de primarias lo dejó bien claro y ahora Leiceaga deberá esforzarse para aplicar el remedio correcto, si no lo hace o si el tratamiento no es el adecuado, la hecatombe será terrible. Hacerlo peor que Pachi Vázquez y José Ramón “O Garañón” Gómez Besteiro parece difícil, pero entre ambos dejaron tan mal al partido que invertir la inercia hacia el hundimiento requerirá mucho esfuerzo.

Hasta el PSdeG adelanta a las mareas