ROBÓTICA

|

La robótica está de moda, y sino que le pregunten a los componentes del “FrouxiMarkers”, un grupo de estudiantes del CPI de Atios, Valdoviño, que dan ahora un paso más allá. Estos jóvenes, ya participaron en la WRO (olimpiada de robótica) el pasado verano en la ciudad condal, cosechando uno de los primeros puestos del ranking. La experiencia les encantó, y ahora sus mentes inquietas, piden más. Detrás del eslogan “despois de roídos, mellor recollidos” se esconde una campaña de recogida de chicles para un nuevo proyecto científico que están elaborando para el concurso de robótica First Lego League, quién les iba o nos iban a decir que los lego de toda la vida valieran un tesoro y que valían para mucho más que para montar. Este grupo ya presentó la iniciativa a profesores de varios países, dentro de un programa europeo en el que están inmersos los docentes para la definición de un marco de competencias profesionales, pero sin olvidarse de las declaraciones del embajador japonés, Kazuhiko Koshikawa, que declaraba el otro día que hay que estrechar lazos en el desarrollo de la tecnología robótica, especialmente en el ámbito asistencial, dado a que nuestros países comparten el envejecimiento de la población y las necesidades para este tipo de población irán en aumento y no es que se trate de sustituir la figura humana, y menos ahora con la tasa de paro que tenemos, pero si en un futuro se podría complementar. Lo que estos jóvenes empezaron como un juego, puede llegar muy lejos, pena que muchos de ellos para el año empiezan el bachillerato y tendrán que irse a otros centros, quizás su profesora de tecnología tendrá que ir pensando en cómo seguir engranando las dificultades que esto le puede suponer, porque las ganas de trabajar y de investigar que tienen son asombrosas. Esto es lo que hay que cuidar y mimar, por el bien de nuestro futuro, pero como esto empezó en horas libres de la docente, seguro que no lo dejará caer en saco roto, aunque cuenten ya con una cantera de una treintena de alumnos. Enhorabuena, la sociedad necesita más gente así, buenas mentes y buenos directores.El embajador de Japón, Kazuhiko Koshikawa, ha insistido en estrechar lazos en el desarrollo de tecnología robótica, especialmente en el ámbito asistencial, teniendo en cuenta las necesidades crecientes de ayuda a personas mayores por el envejecimiento de la población que ambos países comparten.

ROBÓTICA