La ventaja de controlar las cárceles

|

Están los del PNV encantados con esto de que en breve recibirán las competencias sobre las cárceles vascas. También por las de la Seguridad Social, pero esas tardarán un poco en llegar, así que, ahora mismo, ya comienzan a hacer cábalas sobre todo lo que podrán hacer cuando los permisos penitenciarios, por ejemplo, dependan de una decisión directa suya. Ya vemos con que laxitud están cumpliendo los golpistas catalanes sus condenas. Ayer mismo, Joaquim Forn dejó la carcel de Llendoners para trabajar en la empresa multimedia de Roures, ese que maneja la retransmisión de los partidos de futbol y a quien, en su momento, Zapatero regaló una cadena de televisión. Han sido 841 días de reclusión para una condena de diez años. Vamos, que si uno lo piensa friamente, hasta hay delitos que sale a cuenta cometer si son tus amigos los que mandan en eso de las prisiones. 

La ventaja de controlar las cárceles