Bola extra para O Parrulo ante el Viña Albali Valdepeñas

O Parrulo ha debido afrontar un exigente calendario de partidos en lo que va de mes de febrero | Jorge Meis
|

O Parrulo salió el pasado viernes de “tour” dispuesto a sacar algo positivo de los dos partidos a domicilio que encararía en cuatro días y, tras pinchar en su primera oportunidad ante el Industrias Santa Coloma, se aferra ahora al choque que hoy –20.00 horas, LaLigaSports TV– lo medirá al Viña Albali Valdepeñas como última esperanza de no regresar a casa de vacío.


El compromiso, que no se pudo disputar a su debido tiempo en la jornada 17, ofrece a los de Héctor Souto la ocasión de sumar sin que lo hagan muchos de sus rivales directos y eso es siempre un codiciado botín cuando de lo que se trata es de recortar distancias con respecto a los puestos de permanencia. Unas posiciones que ahora mismo están a cinco puntos de distancia de la formación ferrolana, conjurada para afrontar un duelo complicado ante uno de esos rivales a los que varios periodos de inactividad por cuarentena le han cortado el ritmo.


Sin embargo, el Viña Albali Valdepeñas, vigente subcampeón de liga, es, como recuerda el técnico lucense de O Parrulo, uno de esos equipos "llamados a estar arriba y dar la sorpresa, por plantilla y por lo que hizo la pasada campaña". Méritos más que suficientes para que su formación afronte el duelo con mucha precaución, como "un reto" en el que "dar nuestra mejor versión".


Una imagen que debe asemejarse más a la ofrecida hace poco más de una semana en su confrontación en A Malata ante el Osasuna Magna, que le reportó una meritoria victoria; que a la de hace cuatro días contra el Industrias Santa Coloma, que lo penalizó con una nueva derrota. Que O Parrulo no está fino lejos de A Malata es un hecho. Como visitante solo ha conseguido sumar un punto en nueve partidos. Una estadística desalentadora que está dispuesto a romper y doblegar a un adversario embarcado también en una exigente maratón de partidos que ha ido de menos a más.


El cansancio acumulado en los últimos diez días será uno de los aspectos con los que deberá lidiar un O Parrulo mermado por las limitaciones de efectivos de una plantilla que hoy tampoco podrá contar con el lesionado Morioka, que de nuevo se perderá el partido.

Bola extra para O Parrulo ante el Viña Albali Valdepeñas