El Puerto paraliza las voladuras del túnel del tren en horario nocturno

El dirigente vecinal José Oreona y el portavoz nacionalista, Iván Rivas, ayer | j. meis
|

La Autoridad Portuaria de Ferrol-San Cibrao decidió el miércoles paralizar cautelarmente las voladuras en el túnel del tren a Caneliñas en horario nocturno tras comprobar que a medida que los trabajos subterráneos se acercaban al núcleo de Brión se estaban produciendo unas afecciones de ruido que no figuraban en el proyecto constructivo.


La voz de alarma la dio un grupo de vecinos hace unos días, quejándose de que el desarrollo de los trabajos –las 24 horas del día– les estaba impidiendo conciliar el sueño por el ruido de las explosiones y de la maquinaria.


El Puerto confirmó ayer que ya está analizando los motivos y, en ese sentido, avanzó que, junto con la UTE –que integran las firmas Copasa, Ogmios y Geotúnel– encargada de la ejecución del acceso ferroviario a la dársena exterior, se está elaborando un estudio que revelará si efectivamente el ruido se encuentra fuera de los parámetros que marca la normativa y, a partir de ahí, tomar las decisiones para evitarlo.


El informe que se está preparando incluye mediciones acústicas en el interior de varios inmuebles del entorno. Según el Puerto, son alrededor de una decena las viviendas que podrían verse afectadas por los ruidos procedentes de los trabajos de perforación del túnel, que ya han superado el 75% de su longitud. 


El BNG exige que se actúe conforme a lo que establece la Declaración de Impacto Ambiental

El portavoz municipal del BNG, Iván Rivas, compareció ayer junto con el presidente de la AVV “Castelao” de Brión, José Oreona, para expresar su “preocupación” por los ruidos nocturnos de la obra del túnel y exigir soluciones.


Rivas reclamó al Concello que controle el cumplimiento de la normativa en materia de contaminación acústica e instó al Puerto a actuar conforme a lo que establece la Declaración de Impacto Ambiental –DIA– del proyecto. Así, quiere saber si se está haciendo un seguimiento del ruido que provocan las voladuras y, en el caso de que se constatase que es superior a lo permitido, se tomen las medidas que establece la DIA, es decir, “buscar outros métodos de excavación ou proceder ao realoxo temporal dos ocupantes das vivendas”.


Oreona, por su parte, aseguró que las molestias “non hai quen as aguante” y recordó que estos “prexuízos” que se producen ahora aumentarán a medida que “o túnel se vaia achegando ao núcleo máis habitado”. 

El Puerto paraliza las voladuras del túnel del tren en horario nocturno