El tirón de las películas españolas hace repuntar los espectadores en 2014

Odeón cola cine
|

Las dos películas más vistas en los cines españoles durante el 2014 fueron “Ocho apellidos vascos” y “El niño”. Hay que llegar al tercer puesto para encontrar la primera superproducción norteamericana, “El amanecer del planeta de los simios”. “Torrente 5” y “La isla mínima” están también entre las veinte más taquilleras. Estos datos excepcionales de las producciones patrias han hecho que el pasado año se cerrase con un incremento en el número de espectadores que da cuenta de cierta estabilidad en la afluencia a la gran pantalla e incluso permite afrontar 2015 con optimismo. En Galicia se ha sumado al tirón “A esmorga”, la adaptación de la novela de Blanco Amor que fue en su estreno la segunda película con más espectadores por copia de toda España. “Os fenómenos”, también con Miguel de Lira y Antonio Durán “Morris” en el reparto, llegó pocas semanas después y consiguió también buena respuesta.
Al interés por ver películas tan próximas se une la revisión de la política de precios, con iniciativas como la Fiesta del Cine, en la que se hacen grandes descuentos durante tres días y se forman colas en la calle como no se veían desde hacía años.
“El 2014 creo que ha sido el año del comienzo de la recuperación en las taquillas de toda España. El 2015 espero que sea el de la consolidación. Pondremos todo lo que esté en nuestra mano para que así sea”, apunta Tino Sambade, gerente de Odeón Multicines Narón, en el centro comercial Dolce Vita. “La película más vista fue ‘Ocho apellidos vascos’, en nuestro cine no ha habido producción alguna que la haya superado y a nivel nacional es la película española más vista de la historia, con más de ocho millones y medio de espectadores”, añade. Sambade destaca además los buenos datos de “El niño” o de “La isla mínima”, “con el paisano Javier Gutiérrez inconmensurable y seguro que próximo Premio Goya”, y también “A esmorga”, cuya aceptación “solo se puede calificar de impresionante en las salas de toda Galicia”.
Respecto a iniciativas como la Fiesta del Cine, “empezó hace unos años con una acogida tibia, pero a medida que las ediciones se iban sucediendo, las cifras se han ido incrementando. En 2014 ha triunfado completamente. Los espectadores manifestaron de forma clara y contundente que con precios bajos están dispuestos a salir de casa y ver cine en pantalla grande”, explica Tino Sambade. Por eso en Odéon han tomado nota y los miércoles ofrecen un descuento que deja la entrada a 3,90 euros. “La gente ha hecho de este día de la semana el de la cita con el cine, llegando a veces a superar hasta al propio sábado”.

sala independiente
El Dúplex, con dos salas, es el único cine que sobrevive en Ferrol. Está ubicado en el barrio de Esteiro, en la Travesía Moreno, a un paso del campus universitario y de la puerta del astillero. Su batalla más dura es con las distribuidoras para conseguir las películas que previsiblemente tendrán más taquilla en fechas próximas a su estreno y no algunas semanas después. Además cultivan una fama de sala independiente, puesto que eligen y proyectan cintas, sobre todo europeas, con excelentes críticas y premios que, sin embargo, no llegan a los grandes multicines. “Como cine pequeño, una gota en el océano, sigo teniendo bastantes problemas con las distribuidoras”, comenta Juan Antonio Álvarez, gerente del Dúplex. “Tenemos un proyector digital con las mismas características que los de salas grandes pero el monopolio sigue igual”.
También en estas salas notaron el tirón de “Ocho apellidos vascos” (“estuvo más de dos meses en cartelera”, dice Álvarez) y de cintas gallegas como “A esmorga” u “Os fenómenos”.
“El balance general del año fue muy positivo. Hubo más espectadores, con una ligera mejoría respecto a 2012 que podría estar en un 5 o 6% más. Fueron las películas autóctonas las que funcionaron muy bien y podemos ser optimistas respecto a 2015 y seguir aumentando la afluencia”.
El Dúplex se adhiere también a campañas como la Fiesta del Cine. “Es verdaderamente sorprendente el número de gente que viene al cine el miércoles. Si abaratas la entrada a la mitad tienes el doble o el triple de gente. Aunque tiene el efecto de que esos espectadores no van otros días, pero de lo que se trata es de atraerlos”, argumenta Juan Antonio Álvarez. “Nuestros precios están ya bastante semejantes a los de la Fiesta del Cine todos los miércoles del año, que cuesta tres euros. Mi cuenta pendiente es seguir atrayendo a la gente joven, con ofertas a estudiantes, que tienen entrada, refresco y palomitas a 4,50 euros cualquier día de la semana”.
Además continuarán con el ciclo de cine que organizan en colaboración con el Concello de Ferrol. Los jueves, a las 20.30 horas, con entrada libre y en versión original subtitulada, se proyectan filmes centrados en un actor o en un director determinado. En 2015 se reanudarán a mediados de febrero.

El tirón de las películas españolas hace repuntar los espectadores en 2014