Reclaman que se habiliten las playas para personas con movilidad reducida

Aunque se cumplen criterios de accesibilidad, se reclaman más servicios daniel alexandre
|

El Concello de Ferrol se adhirió en marzo de este año a la iniciativa META 2017, para acabar con las barreras de accesibilidad en la ciudad. Ahora, la asociación ASCM, que ya en su día apoyó esta propuesta, quiere que el Ayuntamiento vaya más allá y permita también que las personas con movilidad reducida puedan acudir a las playas sin problema alguno.
La propuesta del colectivo de personas con diversidad funcional será trasladado mañana al pleno ordinario del Concello a través de una moción, que será defendida por la concejala de Ciudadanos, Ana Masafret.
La portavoz de esta formación en la ciudad explicó que “creemos lógico que este pleno apoye la habilitación de playas para personas con movilidad reducida, al haberse comprometido ya a acabar con las barreras de accesibilidad que sufre este colectivo en nuestra ciudad”.
La edil argumenta en su moción que en una ciudad como Ferrol con numerosas playas con Bandera Azul para uso y disfrute de residentes y visitantes es incomprensible “que no contemos ni siquiera con una playa verdaderamente habilitada para el disfrute de personas con movilidad reducida”.
Asimismo, y secundada por la entidad ASCM, la edil de Ciudadanos aclaró que “cuando nos referimos a habilitar espacios, no nos referimos simplemente a colocar una pasarela de madera sobre la arena”.
Desde el colectivo de personas con minusvalías se destaca que, pese a que la guía de interpretación de los criterios de Bandera Azul habla de “condiciones ideales de accesibilidad”, en Ferrol los arenales cuentan con “criterios mínimos, pero no ideales”.

modificaciones
De este modo, según la ley de accesibilidad, la habilitación de una playa para personas con movilidad reducida debe contar con aparcamientos reservados para este colectivo, adaptación de transporte público, rampas de acceso a la playa, pasarelas hasta el mar, señalización e información, así como la adaptación del paseo marítimo y el itinerario sobre la arena, sillas anfibias, aseos y vestuarios adaptados.
Tambien, se indica que tan importante es disponer de accesos y material como contar con personal especializado, un trabajo que, tal y como se refleja en la moción, podrían ejercer socorristas perfectamente cualificados para la atención a los usuarios.
Además de mejorar la calidad de vida de las personas con mi-nusvalías, la apuesta por la accesibilidad se plantea como un ingrediente para promocionar un turismo accesible, ya que, como explicó Masafret, “hay empresas dedicadas exclusivamente a organizar paquetes vacacionales para personas con movilidad reducida, por lo que constituye una oportunidad de mercado”. De hecho, se calcula que una de cada dos personas con escasa movilidad viaja acompañada, por lo que se hablaría de un turista “multicliente”.
Por esta razón, la moción insta al gobierno municipal a que se comprometa a habilitar las playas con Bandera Azul con los elementos necesarios para el disfrute de personas con movilidad reducida.

Reclaman que se habiliten las playas para personas con movilidad reducida